alerta Si el documento se presenta incompleto en el margen derecho, es que contiene tablas que rebasan el ancho predeterminado. Si es el caso, haga click aquí para visualizarlo correctamente.
 
DOF: 13/10/2017
RESPUESTA a los comentarios del Proyecto de Norma Oficial Mexicana PROY-NOM-199-SCFI-2015, Bebidas alcohólicas-Denominación, especificaciones fisicoquímicas, información comercial y métodos de prueba, publicado el 29 de febrero de 2016

RESPUESTA a los comentarios del Proyecto de Norma Oficial Mexicana PROY-NOM-199-SCFI-2015, Bebidas alcohólicas-Denominación, especificaciones fisicoquímicas, información comercial y métodos de prueba, publicado el 29 de febrero de 2016. (Continúa de la Cuarta Sección).

(Viene de la Cuarta Sección)
 
1
2
3
4
5
6
Nombre
Capítulo No./
Inciso No./
Anexo (ej.
3.1)
Tipo de
comentario
TEXTO ORIGINAL Y COMENTARIOS
(JUSTIFICACIÓN PARA EL CAMBIO)
CAMBIO PROPUESTO
RESOLUCIÓN CCONNSE
 
 
Destilados la
Ideal
 
12.14
te
12.14 Conforme a lo dispuesto en la LFMN, los gastos que se originen por las verificaciones y certificaciones derivadas de los actos de evaluación de la conformidad del presente Proyecto de Norma Oficial Mexicana son a cargo de las personas físicas o morales a quienes se efectúen.
COMENTARIO
Solo está obligado a tener una "Certificación de la Evaluación de la Conformidad" las Bebidas Alcohólicas con Denominación de Origen, esto con fundamento en lo señalado en la Ley De La Propiedad Industrial en el Titulo Quinto "Denominaciones de Origen", donde se señala los derechos y obligaciones de una Denominación de Origen (D.O.), el Artículo 167 señala que el Estado Mexicano es el titular de la D.O., y solo podrá usar la D.O. por autorización del Instituto Mexicano de la Propiedad Industrial. Señalando en el Artículo 173 que "El usuario de una denominación de origen está obligado a usarla tal y como aparezca protegida en la declaración. De no usarla en la forma establecida, procederá la cancelación de la autorización". Por lo antes señalado Jas D.O. requieren de una "Certificación de Evaluación de la Conformidad" por parte D.G.N. mas no así las demás Bebidas Alcohólicas que no pertenezca a una Denominación de Origen, estas quedan excluidas de una "Certificación de Evaluación de la Conformidad" debiendo únicamente acatar y cumplir el marco normativo que les compete, en ningún caso se le podrá exigir una "Certificación de Evaluación de la Conformidad" para poder tener el derecho de elaborar las Bebidas Alcohólicas genéricas, ya que esto contravendría lo señalado en el Artículo 5to constitucional.
12.14 Conforme a lo dispuesto en la LFMN, los gastos que se originen por las verificaciones y certificaciones derivadas de los actos de evaluación de la conformidad del presente Proyecto de Norma Oficial Mexicana son a cargo de las personas físicas o morales a quienes se efectúen para garantizar que las Bebidas Alcohólicas con Denominación de Origen cumplen con la norma específica.
Destilados la Ideal
Con fundamento en el artículo 33 del Reglamento de la LFMN, el CCONNSE analizó en comentario y decidió rechazarlo toda vez que de conformidad con el artículo 73 de la LFMN y 80 de su Reglamento, dichas especificaciones contenidas para la evaluación de la conformidad serán retomadas en su propio Procedimiento que para tal efecto se realizará.
El capítulo de Evaluación de la Conformidad queda como sigue:
"11.       Evaluación de la conformidad
La evaluación de la conformidad de las bebidas alcohólicas objeto de la presente Norma Oficial Mexicana debe llevarse a cabo por personas acreditadas y aprobadas en términos de lo dispuesto por la Ley Federal sobre Metrología y Normalización y su Reglamento. Los sujetos obligados y las personas acreditadas y aprobadas se sujetarán a lo que se señale en el procedimiento de evaluación de la conformidad específico.
Cuando las bebidas alcohólicas sujetas a esta Norma Oficial Mexicana, cuenten con una persona acreditada y aprobada en términos de la LFMN para determinar el cumplimiento de su Norma Oficial Mexicana específica, la evaluación de la conformidad de las mismas debe ejecutarse por el organismo de certificación acreditado y aprobado para tal efecto."
 
Destilados la
Ideal
12.15
te
12.15 De la vigencia del certificado
El certificado de cumplimiento con este Proyecto de norma tendrá una vigencia de tres años con revisiones periódicas.
COMENTARIO
Vigencia deberá ser igual a las bebidas importadas, de acuerdo a lo señalado en el punto 12.17
12.15 De la vigencia del certificado
El certificado de cumplimiento con este Proyecto de norma tendrá una vigencia de tres años.
Destilados la Ideal
Con fundamento en el artículo 33 del Reglamento de la LFMN, el CCONNSE analizó en comentario y decidió rechazarlo toda vez que de conformidad con el artículo 73 de la LFMN y 80 de su Reglamento, dichas especificaciones contenidas para la evaluación de la conformidad serán retomadas en su propio Procedimiento que para tal efecto se realizará.
El capítulo de Evaluación de la Conformidad queda como sigue:
"11.       Evaluación de la conformidad
La evaluación de la conformidad de las bebidas alcohólicas objeto de la presente Norma Oficial Mexicana debe llevarse a cabo por personas acreditadas y aprobadas en términos de lo dispuesto por la Ley Federal sobre Metrología y Normalización y su Reglamento. Los sujetos obligados y las personas acreditadas y aprobadas se sujetarán a lo que se señale en el procedimiento de evaluación de la conformidad específico.
Cuando las bebidas alcohólicas sujetas a esta Norma Oficial Mexicana, cuenten con una persona acreditada y aprobada en términos de la LFMN para determinar el cumplimiento de su Norma Oficial Mexicana específica, la evaluación de la conformidad de las mismas debe ejecutarse por el organismo de certificación acreditado y aprobado para tal efecto."
 
Asociación
Nacional de la
Industria de
Bebidas
Alcohólicas y
Conexos, A.C.
12.15
te
12.15 De la vigencia del certificado
El certificado de cumplimiento con este Proyecto de norma tendrá una vigencia de tres años con revisiones periódicas.
COMENTARIO
Esta certificación no tiene razón de ser puesto que no se trata de denominaciones de origen sujetas a un proceso de certificación.
En todo el mundo las bebidas con denominación de origen se someten a un proceso de certificación dadas sus especiales características, pero en ninguna parte del orbe se somete a las bebidas genéricas a un proceso de certificación.
En la especie esta pretensión constituye una barrera no arancelaria.
Si bien es cierto que en el TPP (Acuerdo Transpacífico de Cooperación Económica) se establece un reconocimiento mutuo de los evaluadores de la conformidad de los países integrantes, en ninguna parte del texto se precisa que los productos deban certificarse
ELIMINAR
Asociación Nacional de la Industria de Bebidas Alcohólicas y Conexos, A.C.
El CCONNSE analizó en comentario y decidió aceptarlo parcialmente, toda vez que de conformidad con el artículo 73 de la LFMN y 80 de su Reglamento, dichas especificaciones contenidas para la evaluación de la conformidad serán retomadas en su propio Procedimiento que para tal efecto se realizará.
El capítulo de Evaluación de la Conformidad queda como sigue:
"11.       Evaluación de la conformidad
La evaluación de la conformidad de las bebidas alcohólicas objeto de la presente Norma Oficial Mexicana debe llevarse a cabo por personas acreditadas y aprobadas en términos de lo dispuesto por la Ley Federal sobre Metrología y Normalización y su Reglamento. Los sujetos obligados y las personas acreditadas y aprobadas se sujetarán a lo que se señale en el procedimiento de evaluación de la conformidad específico.
Cuando las bebidas alcohólicas sujetas a esta Norma Oficial Mexicana, cuenten con una persona acreditada y aprobada en términos de la LFMN para determinar el cumplimiento de su Norma Oficial Mexicana específica, la evaluación de la conformidad de las mismas debe ejecutarse por el organismo de certificación acreditado y aprobado para tal efecto."
 
Asociación
Nacional de
Tiendas de
Autoservicio y
Departamentales
12.16
ge
12.6 Las personas acreditadas y aprobadas en términos de la LFMN deben constatar que el agua utilizada en el proceso de elaboración de las bebidas alcohólicas cumple con lo establecido en el punto 5.3 del presente proyecto de NOM, así como contar con una bitácora de uso y destino de la misma. Según aplique, deben cotejar la existencia de las facturas o comprobantes de compra o suministro de los volúmenes utilizados de agua.
COMENTARIO
Este requerimiento OBLIGA a que la empresa importadora que compre al productor o en caso de que opere por medio de un Bróker, este último obtenga el documento del fabricante, lo que en la práctica es complicado. Toda vez, que esa declaratoria del fabricante en los términos enunciados en los puntos 12.17 y particularmente con el 12.17.1, únicamente se les otorgan a los distribuidores autorizados en territorio nacional.
Consideramos que en este tema la Norma está teniendo un efecto en el mercado al cerrar sus puertas a productos obtenidos con brokers internacionales, que pueden favorecer el mercado con productos originales y con mejores precios por su capacidad de compra al vender a un gran volumen, en perjuicio del consumidor final y favoreciendo un mercado solo para el distribuidor autorizado en territorio nacional.
Adicionalmente, esta nueva regulación afectaría los contratos y acuerdos comerciales previamente celebrados entre los importadores en territorio nacional y los brokers, haciéndonos acreedores a penalizaciones económicas y a desbasto del producto en una temporada de altas ventas para nosotros.
Derivado de lo antes expuesto solicitamos atentamente se reconsidere de manera absoluta lo planteado en el proyecto de la NOM-199-SCFI-2015 "BEBIDAS ALCOHÓLICAS-DENOMINACIÓN, ESPECIFICACIONES FISICOQUÍMICAS, INFORMACIÓN COMERCIAL Y MÉTODOS DE PRUEBA o se acepten cartas/certificaciones expedidas por un broker y no necesariamente expedidas por el fabricante.
 
Asociación Nacional de Tiendas de Autoservicio y Departamentales
Con fundamento en el artículo 33 del Reglamento de la LFMN, el CCONNSE analizó en comentario y decidió rechazarlo toda vez que de conformidad con el artículo 73 de la LFMN y 80 de su Reglamento, dichas especificaciones contenidas para la evaluación de la conformidad serán retomadas en su propio Procedimiento que para tal efecto se realizará.
El capítulo de Evaluación de la Conformidad queda como sigue:
"11.       Evaluación de la conformidad
La evaluación de la conformidad de las bebidas alcohólicas objeto de la presente Norma Oficial Mexicana debe llevarse a cabo por personas acreditadas y aprobadas en términos de lo dispuesto por la Ley Federal sobre Metrología y Normalización y su Reglamento. Los sujetos obligados y las personas acreditadas y aprobadas se sujetarán a lo que se señale en el procedimiento de evaluación de la conformidad específico.
Cuando las bebidas alcohólicas sujetas a esta Norma Oficial Mexicana, cuenten con una persona acreditada y aprobada en términos de la LFMN para determinar el cumplimiento de su Norma Oficial Mexicana específica, la evaluación de la conformidad de las mismas debe ejecutarse por el organismo de certificación acreditado y aprobado para tal efecto."
 
Adriana Pérez
Díaz
12.17
ge
12.17 El organismo de certificación acreditado y aprobado en términos de la LFMN para emitir el Certificado de Cumplimiento con el presente proyecto de NOM, deberán asegurarse que los productos cuentan con;
a) Declaratoria del fabricante.
b) Informe de ensayo, análisis conforme de las especificaciones emitido en el país de origen, que demuestre el cumplimiento con el presente Proyecto de Norma. El ensayo o prueba correspondiente se efectuará en laboratorios
acreditados, y en su caso, aprobados, salvo que éstos no existan en el país de origen para la medición o prueba específica, en cuyo caso la prueba se podrá realizar en otros laboratorios preferentemente reconocidos por las autoridades competentes en dicho país.
c) Dictamen o constancia de cumplimiento de información comercial emitido por una Unidad de Verificación en términos de la LFMN.
El certificado de cumplimiento con el presente proyecto de NOM tendrá una vigencia de 3 años.
COMENTARIO
Considero que esta especificación debe contenerse en el Procedimiento para la Evaluación de la Conformidad del proyecto, detallando de manera más amplia este procedimiento.
 
Adriana Pérez Díaz
Con fundamento en el artículo 33 del Reglamento de la LFMN, el CCONNSE analizó en comentario y decidió rechazarlo toda vez que de conformidad con el artículo 73 de la LFMN y 80 de su Reglamento, dichas especificaciones contenidas para la evaluación de la conformidad serán retomadas en su propio Procedimiento que para tal efecto se realizará.
El capítulo de Evaluación de la Conformidad queda como sigue:
"11.       Evaluación de la conformidad
La evaluación de la conformidad de las bebidas alcohólicas objeto de la presente Norma Oficial Mexicana debe llevarse a cabo por personas acreditadas y aprobadas en términos de lo dispuesto por la Ley Federal sobre Metrología y Normalización y su Reglamento. Los sujetos obligados y las personas acreditadas y aprobadas se sujetarán a lo que se señale en el procedimiento de evaluación de la conformidad específico.
Cuando las bebidas alcohólicas sujetas a esta Norma Oficial Mexicana, cuenten con una persona acreditada y aprobada en términos de la LFMN para determinar el cumplimiento de su Norma Oficial Mexicana específica, la evaluación de la conformidad de las mismas debe ejecutarse por el organismo de certificación acreditado y aprobado para tal efecto."
 
Diageo México
12.17
te
12.17 El organismo de certificación acreditado y aprobado en términos de la LFMN para emitir el Certificado de Cumplimiento con el presente proyecto de NOM, deberán asegurarse que los productos cuentan con;
a) Declaratoria del fabricante.
b) Informe de ensayo, análisis conforme de las especificaciones emitido en el país de origen, que demuestre el cumplimiento con el presente Proyecto de Norma. El ensayo o prueba correspondiente se efectuará en laboratorios
acreditados, y en su caso, aprobados, salvo que éstos no existan en el país de origen para la medición o prueba específica, en cuyo caso la prueba se podrá realizar en otros laboratorios preferentemente reconocidos por las autoridades competentes en dicho país.
c) Dictamen o constancia de cumplimiento de información comercial emitido por una Unidad de Verificación en términos de la LFMN.
El certificado de cumplimiento con el presente proyecto de NOM tendrá una vigencia de 3 años.
COMENTARIO
Se permite la opción de presentar un informe de ensayo o análisis realizado en un laboratorio nacional acreditado ante la EMA.
12.17      El organismo de certificación acreditado y aprobado en términos de la LFMN para emitir el Certificado de Cumplimiento con el presente proyecto de NOM, deberán asegurarse que los productos cuentan con;
a) Declaratoria del fabricante.
b) Informe de ensayo o análisis conforme a las especificaciones emitidas en el país de origen, que demuestre el cumplimiento con el presente Proyecto de Norma. El ensayo o análisis correspondiente también se podrá realizar en laboratorios nacionales acreditados ante la Entidad Mexicana de Acreditación (EMA) y aprobados por la Dirección General de Normas (DGN).
c) Dictamen o constancia de cumplimiento de información comercial emitido por una Unidad de Verificación en términos de la LFMN.
Diageo México
Con fundamento en el artículo 33 del Reglamento de la LFMN, el CCONNSE analizó en comentario y decidió rechazarlo toda vez que de conformidad con el artículo 73 de la LFMN y 80 de su Reglamento, dichas especificaciones contenidas para la evaluación de la conformidad serán retomadas en su propio Procedimiento que para tal efecto se realizará.
El capítulo de Evaluación de la Conformidad queda como sigue:
"11.       Evaluación de la conformidad
La evaluación de la conformidad de las bebidas alcohólicas objeto de la presente Norma Oficial Mexicana debe llevarse a cabo por personas acreditadas y aprobadas en términos de lo dispuesto por la Ley Federal sobre Metrología y Normalización y su Reglamento. Los sujetos obligados y las personas acreditadas y aprobadas se sujetarán a lo que se señale en el procedimiento de evaluación de la conformidad específico.
Cuando las bebidas alcohólicas sujetas a esta Norma Oficial Mexicana, cuenten con una persona acreditada y aprobada en términos de la LFMN para determinar el cumplimiento de su Norma Oficial Mexicana específica, la evaluación de la conformidad de las mismas debe ejecutarse por el organismo de certificación acreditado y aprobado para tal efecto."
 
Asociación
Nacional de
Tiendas de
Autoservicio y
Departamentales
12.17
ge
12.17 El organismo de certificación acreditado y aprobado en términos de la LFMN para emitir el Certificado de Cumplimiento con el presente proyecto de NOM, deberán asegurarse que los productos cuentan con;
a) Declaratoria del fabricante.
b) Informe de ensayo, análisis conforme de las especificaciones emitido en el país de origen, que demuestre el cumplimiento con el presente Proyecto de Norma. El ensayo o prueba correspondiente se efectuará en laboratorios
acreditados, y en su caso, aprobados, salvo que éstos no existan en el país de origen para la medición o prueba específica, en cuyo caso la prueba se podrá realizar en otros laboratorios preferentemente reconocidos por las autoridades competentes en dicho país.
c) Dictamen o constancia de cumplimiento de información comercial emitido por una Unidad de Verificación en términos de la LFMN.
El certificado de cumplimiento con el presente proyecto de NOM tendrá una vigencia de 3 años.
12.17.1 La Declaratoria de cumplimiento del fabricante para bebidas alcohólicas debe contener al menos la siguiente información:
a) Nombre y domicilio del fabricante del país de donde procede la bebida alcohólica.
b) Nombre y domicilio del importador establecido en México
c) R.F.C. del importador en México.
d) En caso de que el producto sea envasado en un país diferente al país de producción; debe constar el nombre y domicilio
del envasador. Si el envasador es mexicano se debe señalar su R.F.C.
e) Marca y denominación genérica del producto.
f) Fecha y lugar de emisión de la Declaratoria de cumplimiento del fabricante para bebidas alcohólicas.
g) Vigencia de la Declaratoria de cumplimiento del fabricante, la cual deberá ser máxima de tres años.
h) Número del Padrón de Importadores del Servicio de Administración Tributaria.
i) Declaración de cumplimiento con las disposiciones aplicables de este Proyecto de Norma Mexicana.
12.17.2 El certificado de análisis del producto para el cumplimiento con el presente Proyecto de Norma tendrá una vigencia de tres años.
COMENTARIO
Este requerimiento OBLIGA a que la empresa importadora que compre al productor o en caso de que opere por medio de un Bróker, este último obtenga el documento del fabricante, lo que en la práctica es complicado. Toda vez, que esa declaratoria del fabricante en los términos enunciados en los puntos 12.17 y particularmente con el 12.17.1, únicamente se les otorgan a los distribuidores autorizados en territorio nacional.
Consideramos que en este tema la Norma está teniendo un efecto en el mercado al cerrar sus puertas a productos obtenidos con brokers internacionales, que pueden favorecer el mercado con productos originales y con mejores precios por su capacidad de compra al vender a un gran volumen, en perjuicio del consumidor final y favoreciendo un mercado solo para el distribuidor
 
Asociación Nacional de Tiendas de Autoservicio y Departamentales
Con fundamento en el artículo 33 del Reglamento de la LFMN, el CCONNSE analizó en comentario y decidió rechazarlo toda vez que de conformidad con el artículo 73 de la LFMN y 80 de su Reglamento, dichas especificaciones contenidas para la evaluación de la conformidad serán retomadas en su propio Procedimiento que para tal efecto se realizará.
El capítulo de Evaluación de la Conformidad queda como sigue:
"11.       Evaluación de la conformidad
La evaluación de la conformidad de las bebidas alcohólicas objeto de la presente Norma Oficial Mexicana debe llevarse a cabo por personas acreditadas y aprobadas en términos de lo dispuesto por la Ley Federal sobre Metrología y Normalización y su Reglamento. Los sujetos obligados y las personas acreditadas y aprobadas se sujetarán a lo que se señale en el procedimiento de evaluación de la conformidad específico.
Cuando las bebidas alcohólicas sujetas a esta Norma Oficial Mexicana, cuenten con una persona acreditada y aprobada en términos de la LFMN para determinar el cumplimiento de su Norma Oficial Mexicana específica, la evaluación de la conformidad de las mismas debe ejecutarse por el organismo de certificación acreditado y aprobado para tal efecto."
Consideramos que en este tema la Norma está teniendo un efecto en el mercado al cerrar sus puertas a productos obtenidos con brokers internacionales, que pueden favorecer el mercado con productos originales y con mejores precios por su capacidad de compra al vender a un gran volumen, en perjuicio del consumidor final y favoreciendo un mercado solo para el distribuidor autorizado en territorio nacional.
Adicionalmente, esta nueva regulación afectaría los contratos y acuerdos comerciales previamente celebrados entre los importadores en territorio nacional y los brokers, haciéndonos acreedores a penalizaciones económicas y a desbasto del producto en una temporada de altas ventas para nosotros.
Derivado de lo antes expuesto solicitamos atentamente se reconsidere de manera absoluta lo planteado en el proyecto de la NOM-199-SCFI-2015 "BEBIDAS ALCOHÓLICAS-DENOMINACIÓN, ESPECIFICACIONES FISICOQUÍMICAS, INFORMACIÓN COMERCIAL Y MÉTODOS DE PRUEBA o se acepten cartas/certificaciones expedidas por un broker y no necesariamente expedidas por el fabricante.
 
La Madrileña
12.17.1
ed
12.17.1 La Declaratoria de cumplimiento del fabricante para bebidas alcohólicas debe contener al menos la siguiente
información:
c) R.F.C. del importador en México.
COMENTARIO
No se estila que las siglas RFC lleven puntos.
Sería saludable incluir esta abreviatura en las definiciones, como se propone con anterioridad.
12.17.1 La Declaratoria de cumplimiento del fabricante para bebidas alcohólicas debe contener al menos la siguiente información:
...
c) RFC del importador en Mexico.
La Madrileña
Con fundamento en el artículo 33 del Reglamento de la LFMN, el CCONNSE analizó en comentario y decidió rechazarlo toda vez que de conformidad con el artículo 73 de la LFMN y 80 de su Reglamento, dichas especificaciones contenidas para la evaluación de la conformidad serán retomadas en su propio Procedimiento que para tal efecto se realizará.
El capítulo de Evaluación de la Conformidad queda como sigue:
"11.       Evaluación de la conformidad
La evaluación de la conformidad de las bebidas alcohólicas objeto de la presente Norma Oficial Mexicana debe llevarse a cabo por personas acreditadas y aprobadas en términos de lo dispuesto por la Ley Federal sobre Metrología y Normalización y su Reglamento. Los sujetos obligados y las personas acreditadas y aprobadas se sujetarán a lo que se señale en el procedimiento de evaluación de la conformidad específico.
Cuando las bebidas alcohólicas sujetas a esta Norma Oficial Mexicana, cuenten con una persona acreditada y aprobada en términos de la LFMN para determinar el cumplimiento de su Norma Oficial Mexicana específica, la evaluación de la conformidad de las mismas debe ejecutarse por el organismo de certificación acreditado y aprobado para tal efecto."
Comité Técnico
de Normalización
Nacional para
Bebidas
Alcohólicas
12
ge
COMENTARIO
Se propone crear el punto 12.18
Es importante indicar la forma de cómo será el uso de la contraseña oficial.
12.18 Conforme a los términos del segundo párrafo del artículo 76 de la LFNM, las bebidas alcohólicas que cuenten con la Evaluación de la Conformidad podrán voluntariamente ostentar la Contraseña oficial mexicana, cuando ello no induzca a error al consumidor o usuario sobre las características del producto, para lo cual se observaran las prescripciones aplicables de la Norma Oficial Mexicana, NOM-106-SCFI-2000, Características de diseño y condiciones de uso de la contraseña oficial.
La contraseña oficial deberá r acompañada de la marca registrada de la persona acreditada y aprobada que evaluó la conformidad, para tales efectos, dicha persona deberá obtener la autorización correspondiente por parte de las dependencias competentes.
Comité Técnico de Normalización Nacional para Bebidas Alcohólicas
Con fundamento en el artículo 33 del Reglamento de la LFMN, el CCONNSE analizó en comentario y decidió rechazarlo toda vez que el uso de la contraseña oficial para esta NOM, se referirá en el Procedimiento para la Evaluación de la Conformidad correspondiente.
 
Destilados la
Ideal
12
ge
COMENTARIO
Las autoridades federales y los consejos reguladores no tienen facultades extraterritoriales por lo que no se puede garantizar que las bebidas alcohólicas exportadas a granel, al ser embotelladas fuera del territorio nacional, presenten adulteración de las mismas, actualmente queda a la buena intención de los embotelladores, en específico de Bebidas Alcohólicas como el Tequila que son señaladas de no cumplir cabalmente con cumplimiento del embotellado en los Estados Unidos de América, sin que la autoridad o el consejo regulador puedan validarlo.
SE DEBE DE INCLUIR AL PROYECTO DE NORMA:
Las bebidas con Denominación de Origen, solo podrán embotellarse dentro del territorio nacional, ya que las autoridades nacionales, así como, los Consejos Reguladores de las Denominaciones de Origen, no tienen facultadas extraterritoriales para garantizar la "Certificación de la Evaluación de la Conformidad" y poder garantizar que dichas bebidas alcohólicas no fuero adulteradas en su proceso de elaboración, esto de cara al consumidor, motivo de las normas de calidad.
Destilados la Ideal
Con fundamento en el artículo 33 del Reglamento de la LFMN, el CCONNSE analizó en comentario y decidió rechazarlo toda vez que de conformidad con el artículo 73 de la LFMN y 80 de su Reglamento, dichas especificaciones contenidas para la evaluación de la conformidad serán retomadas en su propio Procedimiento que para tal efecto se realizará.
El capítulo de Evaluación de la Conformidad queda como sigue:
"11.       Evaluación de la conformidad
La evaluación de la conformidad de las bebidas alcohólicas objeto de la presente Norma Oficial Mexicana debe llevarse a cabo por personas acreditadas y aprobadas en términos de lo dispuesto por la Ley Federal sobre Metrología y Normalización y su Reglamento. Los sujetos obligados y las personas acreditadas y aprobadas se sujetarán a lo que se señale en el procedimiento de evaluación de la conformidad específico.
Cuando las bebidas alcohólicas sujetas a esta Norma Oficial Mexicana, cuenten con una persona acreditada y aprobada en términos de la LFMN para determinar el cumplimiento de su Norma Oficial Mexicana específica, la evaluación de la conformidad de las mismas debe ejecutarse por el organismo de certificación acreditado y aprobado para tal efecto."
Destilados la
Ideal
13
ge
13. Vigilancia
COMENTARIO
Por los alcances de esta norma y para evitar errores de interpretación o de alcance, se deberá de considerar a la Secretaria de Salud a través de la COFEPRIS para verificar y dar cumplimento en materia sanitaria.
SE DEBE DE INCLUIR EN ESTE PUNTO:
La Secretaria de Salud a través de la COFEPRIS podrá realizar visitas de verificación con el objeto de vigilar el cumplimiento del presente proyecto, conforme a lo señalado en la Ley Federal de Salud y se Reglamentó.
Destilados la Ideal
Con fundamento en el artículo 33 del Reglamento de la LFMN, el CCONNSE analizó en comentario y decidió rechazarlo toda vez que esta norma pretende "establecer la denominación, las especificaciones fisicoquímicas y la información comercial que deben cumplir todas las bebidas alcohólicas, a efecto de dar información veraz al consumidor", en este sentido, se hace uso de las especificaciones sanitarias contenidas en la NOM-142-SSA1/SCFI-2014 cuya vigilancia corre a cargo de COFEPRIS, por lo que en el capítulo correspondiente a vigilancia del presente proyecto se involucra únicamente a las autoridades encargadas de dar seguimiento a la información comercial, como es el caso de la SE y PROFECO.
Instituto
Tecnológico de
Estudios
Superiores de
Occidente
14
ge
COMENTARIO
Bibliografía
Cambiar las referencias por otras más recientes, por ejemplo:
- Badui, cita la 1a edición. La más reciente es la 5a del año 2013.
- Todos los vinos del mundo. Cita la edición e 1995. La más reciente es del año 2000.
Son bibliografías que no hacen referencia a las versiones más recientes. Se deberá revisar si continúan vigentes en las ediciones más recientes.
 
Instituto Tecnológico de Estudios Superiores de Occidente
Con fundamento en el artículo 33 del Reglamento de la LFMN, el CCONNSE analizó en comentario y decidió rechazarlo toda vez que la NMX-Z-013-SCFI-2015 en su inciso 6.2.2 indica que deben incluirse documentos "...que hayan servido sólo como material bibliográfico o de apoyo en el estudio de la norma.". En este sentido las versiones consultadas fueron las citadas en la bibliografía de la presente NOM.
 
La Madrileña
14
ed
COMENTARIO
Es necesario incluir esta norma en la bibliografía, pues es evidente que gran parte de este proyecto fue copiado de la NMX-V-046-NORMEX-2009.
Adicionar
NMX-V-046-NORMEX-2009 Bebidas Alcohólicas Denominación, Clasificación, Definiciones y Terminología
La Madrileña
El CCONNSE analizó el comentario y decidió aceptarlo, se añade al capítulo de bibliografía.
Asimismo, toda vez que de conformidad con el artículo 28 fracción II del Reglamento de la Ley Federal sobre Metrología y Normalización, que cita:
"Para los efectos de los artículos 41 y 48 de la Ley, el contenido de las normas oficiales mexicanas, incluidas las que se expidan en caso de Emergencia, se ajustará a los siguiente:
...
III) Deberán ser redactadas y estructuradas de acuerdo a lo que establezcan las normas mexicanas para tal efecto..."
De lo anterior, la NMX-Z-013-SCFI-2015, en su inciso primario 6.2.2 establece que:
"6.2.2 Referencias normativas
Este elemento condicional debe proporcionar una lista de los documentos normativos vigentes a los cuales se hace referencia (ver 6.6.7.5.1) en la norma y que son indispensables para su aplicación..."
Por lo anterior, dado que la NMX-V-046-NORMEX-2009, no es indispensable para la aplicación de la presente NOM, ni se hace referencia a ella, se elimina del capítulo de referencias normativas.
La Madrileña
14
te
COMENTARIO
Si se acepta el cambio en la definición de Levadura, se debe agregar la NOM-111-SSA1-1994
Adicionar
NOM-111-SSA1-1994, Bienes y Servicios. Método para la cuenta de Mohos y Levaduras en Alimentos
La Madrileña.
Con fundamento en el artículo 33 del Reglamento de la LFMN, el CCONNSE analizó en comentario y decidió rechazarlo toda vez que no se aceptó la propuesta realizada en la definición de levadura.
Asociación de
Importadores y
Representantes
de Alimentos y
Bebidas, A.C.
15
ge
15. Concordancia con normas internacionales
El presente Proyecto de Norma Oficial Mexicana no concuerda con normas internacionales, por no existir alguna al momento de su elaboración.
COMENTARIO
SI HAY NORMAS INTERNACIONALES, TENEMOS OBLIGACION .DE CUMPLIR LA EUROPEA, ASI LO RATIFICAMOS CUANDO NOS RECONOCIERON EL TEQUILA VER DOCUMENTOS ADJUNTOS.
REGLAMENTO (CE) N o 110/2008 DEL PARLAMENTO EUROPEO Y DEL CONSEJO de 15 de enero de 2008. relativo a la definición, designación, presentación, etiquetado y protección de las indicaciones geográficas de < bebidas espirituosas y por el que se deroga el Reglamento (CEE) n o 1576/89 del Consejo
 
Asociación de Importadores y Representantes de Alimentos y Bebidas, A.C.
Con fundamento en el artículo 33 del Reglamento de la LFMN, el CCONNSE analizó el comentario y decidió rechazarlo, toda vez que de conformidad con lo establecido en la Norma Mexicana NMX-Z-013-SCFI-2015, Guía para la estructuración y redacción de normas, inciso 7.1 que establece las generalidades para la redacción del Capítulo de Concordancia con Normas Internacionales; las normas citadas en su propuesta no son consideras en estricto sentido Normas Internacionales.
Asociación
Nacional de la
Industria de
Derivados de
Agave, A.C.
Primer
Transitorio
te
Primero: El presente Proyecto de Norma Oficial Mexicana entrará en vigor a los 60 días naturales siguientes al día de su publicación en el Diario Oficial de la Federación, una vez que sea publicado como norma definitiva.
COMENTARIO
Existe un error al citar el capítulo 10 cuando debe referirse al capítulo 11 relativo al etiquetado de los productos referidos en el proyecto.
El aumento en el plazo se justifica porque se requiere al menos tres años para que el público consumidor se acostumbre a la nueva información que tendrá el "maguey", porque la información actual de los destilados de agave han estado en el mercado por décadas y su reemplazo no es fácil y el cambio puede traer una disminución de las ventas de los nuevos productos.
ARTICULO TRANSITORIO
Primero: El presente Proyecto de Norma Oficial Mexicana, entrará en vigor a los sesenta días naturales siguientes al día de su publicación en el Diario Oficial de la Federación, a excepción del etiquetado de las bebidas a que se refiere el capítulo 10 de este Proyecto de Norma Oficial Mexicana, el cual entrará en vigor 365 días naturales después de su publicación.
Asociación Nacional de la Industria de Derivados de Agave
El CCONNSE analizó la propuesta y derivado de un análisis integral de cada uno de los comentarios vertidos en el presente documento sobre los Transitorios, con el objetivo de dar certeza a los sujetos obligados de la presente NOM, a la industria y consumidores, se establecen las siguientes modificaciones a fin de permitir una entrada en vigor de manera escalonada, permitiendo así el cumplimiento cabal de cada punto de la presente NOM y reduciendo su costo de instrumentación. Lo anterior para quedar como sigue:
"Primero: La presente Norma Oficial Mexicana una vez que sea publicada en el Diario Oficial de la Federación como norma definitiva entrará en vigor a los 60 días naturales contados a partir del día natural inmediato siguiente al día de su publicación.
Segundo: El Capítulo 10 de la presente Norma Oficial Mexicana entrará en vigor a los 2 años posteriores a la entrada en vigor de la presente Norma Oficial Mexicana.
Tercero: El Capítulo 11 de la presente Norma Oficial Mexicana entrará en vigor una vez que se cuenten con personas acreditadas y aprobadas en términos de la Ley Federal sobre Metrología y Normalización y su Reglamento."
 
Bodegas La
Negrita
Primer
Transitorio
te
Primero: El presente Proyecto de Norma Oficial Mexicana entrará en vigor a los 60 días naturales siguientes al día de su publicación en el Diario Oficial de la Federación, una vez que sea publicado como norma definitiva.
COMENTARIO
Me permito observar que si bien, el etiquetado para cualquier ajuste que se dé como consecuencia de la propia NOM, resultante del PROY- NOM-199-SCFI- 2015. tendrá un determinado proceso para elaborar y producir sus cambios, no lo es menos la Propia norma en sus términos y específicamente lo correspondiente a la Evaluación de la Conformidad ya que se debe considerar que todos los certificados y su contenido no existen y que las empresas deberán de elaborar, solicitar a las plantas productoras y someter a la autoridad Por lo tanto pido sea considerado un plazo para su entrada en vigor de 365 días naturales al igual que el etiquetado.
 
Bodegas La Negrita
El CCONNSE analizó la propuesta y derivado de un análisis integral de cada uno de los comentarios vertidos en el presente documento sobre los Transitorios, con el objetivo de dar certeza a los sujetos obligados de la presente NOM, a la industria y consumidores, se establecen las siguientes modificaciones a fin de permitir una entrada en vigor de manera escalonada, permitiendo así el cumplimiento cabal de cada punto de la presente NOM y reduciendo su costo de instrumentación. Lo anterior para quedar como sigue:
"Primero: La presente Norma Oficial Mexicana una vez que sea publicada en el Diario Oficial de la Federación como norma definitiva entrará en vigor a los 60 días naturales contados a partir del día natural inmediato siguiente al día de su publicación.
Segundo: El Capítulo 10 de la presente Norma Oficial Mexicana entrará en vigor a los 2 años posteriores a la entrada en vigor de la presente Norma Oficial Mexicana.
Tercero: El Capítulo 11 de la presente Norma Oficial Mexicana entrará en vigor una vez que se cuenten con personas acreditadas y aprobadas en términos de la Ley Federal sobre Metrología y Normalización y su Reglamento."
Comité Técnico
de Normalización
Nacional para
Bebidas
Alcohólicas
Primer
Transitorio
te
Primero: El presente Proyecto de Norma Oficial Mexicana entrará en vigor a los 60 días naturales siguientes al día de su publicación en el Diario Oficial de la Federación, una vez que sea publicado como norma definitiva.
COMENTARIO
Dependiendo de cómo se pretenda vigilar esta Norma, 60 días es un periodo corto de tiempo para llevar a cabo la implementación del proceso de evaluación de la conformidad. Se requiere más tiempo para dar cumplimiento a lo que se propone evaluar Debido a que esta es una NOM es de
carácter obligatorio.
ARTICULO TRANSITORIO
Único: El presente Proyecto de Norma Oficial Mexicana, entrará en vigor a los 365 días naturales siguientes al día de su publicación en el Diario Oficial de la Federación, a excepción del etiquetado de las bebidas a que se refiere el capítulo 10 de este Proyecto de Norma Oficial Mexicana, el cual entrará en vigor 365 días naturales después de su publicación.
Comité Técnico de Normalización Nacional para Bebidas Alcohólicas
El CCONNSE analizó la propuesta y derivado de un análisis integral de cada uno de los comentarios vertidos en el presente documento sobre los Transitorios, con el objetivo de dar certeza a los sujetos obligados de la presente NOM, a la industria y consumidores, se establecen las siguientes modificaciones a fin de permitir una entrada en vigor de manera escalonada, permitiendo así el cumplimiento cabal de cada punto de la presente NOM y reduciendo su costo de instrumentación. Lo anterior para quedar como sigue:
"Primero: La presente Norma Oficial Mexicana una vez que sea publicada en el Diario Oficial de la Federación como norma definitiva entrará en vigor a los 60 días naturales contados a partir del día natural inmediato siguiente al día de su publicación.
Segundo: El Capítulo 10 de la presente Norma Oficial Mexicana entrará en vigor a los 2 años posteriores a la entrada en vigor de la presente Norma Oficial Mexicana.
Tercero: El Capítulo 11 de la presente Norma Oficial Mexicana entrará en vigor una vez que se cuenten con personas acreditadas y aprobadas en términos de la Ley Federal sobre Metrología y Normalización y su Reglamento."
 
Asociación de
Importadores y
Representantes
de Alimentos y
Bebidas, A.C.
Primer
Transitorio
te
Primero: El presente Proyecto de Norma Oficial Mexicana entrará en vigor a los 60 días naturales siguientes al día de su publicación en el Diario Oficial de la Federación, una vez que sea publicado como norma definitiva.
Único: El presente Proyecto de Norma Oficial Mexicana, entrará en vigor a los 365 días naturales siguientes al día de su publicación en el Diario Oficial de la federación, a excepción del etiquetado de las bebidas a que se refiere el capítulo 10 de este Proyecto de Norma Oficial Mexicana, el cual entrará en vigor 365 días naturales después de su publicación.
Asociación de Importadores y Representantes de Alimentos y Bebidas, A.C.
El CCONNSE analizó la propuesta y derivado de un análisis integral de cada uno de los comentarios vertidos en el presente documento sobre los Transitorios, con el objetivo de dar certeza a los sujetos obligados de la presente NOM, a la industria y consumidores, se establecen las siguientes modificaciones a fin de permitir una entrada en vigor de manera escalonada, permitiendo así el cumplimiento cabal de cada punto de la presente NOM y reduciendo su costo de instrumentación. Lo anterior para quedar como sigue:
"Primero: La presente Norma Oficial Mexicana una vez que sea publicada en el Diario Oficial de la Federación como norma definitiva entrará en vigor a los 60 días naturales contados a partir del día natural inmediato siguiente al día de su publicación.
Segundo: El Capítulo 10 de la presente Norma Oficial Mexicana entrará en vigor a los 2 años posteriores a la entrada en vigor de la presente Norma Oficial Mexicana.
Tercero: El Capítulo 11 de la presente Norma Oficial Mexicana entrará en vigor una vez que se cuenten con personas acreditadas y aprobadas en términos de la Ley Federal sobre Metrología y Normalización y su Reglamento."
Brown-Forman
Tequila México
Primer
Transitorio
te
Primero: El presente Proyecto de Norma Oficial Mexicana entrará en vigor a los 60 días naturales siguientes al día de su publicación en el Diario Oficial de la Federación, una vez que sea publicado como norma definitiva.
COMENTARIO
Se propone la ampliación del plazo de inicio de vigencia a efecto de dar oportunidad a todos los obligados a cumplir con esta Norma a adecuar sus procesos y productos, de ser el caso.
Así mismo a efecto de que las personas que en su momento vayan a fungir como autorizadas y aprobadas realicen los trámites correspondientes y obtengan las autorizaciones.
ARTICULO TRANSITORIO
Primero: El presente Proyecto de Norma Oficial Mexicana, entrará en vigor a los 365 días naturales siguientes al día de su publicación en el Diario Oficial de la Federación, a excepción del etiquetado de las bebidas a que se refiere el capítulo 10 de este Proyecto de Norma Oficial Mexicana, el cual entrará en vigor 365 días naturales después de su publicación.
Brown-Forman Tequila México
El CCONNSE analizó la propuesta y derivado de un análisis integral de cada uno de los comentarios vertidos en el presente documento sobre los Transitorios, con el objetivo de dar certeza a los sujetos obligados de la presente NOM, a la industria y consumidores, se establecen las siguientes modificaciones a fin de permitir una entrada en vigor de manera escalonada, permitiendo así el cumplimiento cabal de cada punto de la presente NOM y reduciendo su costo de instrumentación. Lo anterior para quedar como sigue:
"Primero: La presente Norma Oficial Mexicana una vez que sea publicada en el Diario Oficial de la Federación como norma definitiva entrará en vigor a los 60 días naturales contados a partir del día natural inmediato siguiente al día de su publicación.
Segundo: El Capítulo 10 de la presente Norma Oficial Mexicana entrará en vigor a los 2 años posteriores a la entrada en vigor de la presente Norma Oficial Mexicana.
Tercero: El Capítulo 11 de la presente Norma Oficial Mexicana entrará en vigor una vez que se cuenten con personas acreditadas y aprobadas en términos de la Ley Federal sobre Metrología y Normalización y su Reglamento."
 
Diageo México
Primer
Transitorio
te
Primero: El presente Proyecto de Norma Oficial Mexicana entrará en vigor a los 60 días naturales siguientes al día de su publicación en el Diario Oficial de la Federación, una vez que sea publicado como norma definitiva.
COMENTARIO
Para que los productores, fabricantes, importadores y/o comercializadores tengan certidumbre del tiempo para generar la documentación necesaria para que todos los productos regulados bajo este PROYECTO puedan cumplir con lo señalado en el capítulo 12.
ARTICULO TRANSITORIO
Único: El presente Proyecto de Norma Oficial Mexicana, entrará en vigor 365 días naturales después de su publicación en el Diario Oficial de la Federación.
Diageo México
El CCONNSE analizó la propuesta y derivado de un análisis integral de cada uno de los comentarios vertidos en el presente documento sobre los Transitorios, con el objetivo de dar certeza a los sujetos obligados de la presente NOM, a la industria y consumidores, se establecen las siguientes modificaciones a fin de permitir una entrada en vigor de manera escalonada, permitiendo así el cumplimiento cabal de cada punto de la presente NOM y reduciendo su costo de instrumentación. Lo anterior para quedar como sigue:
"Primero: La presente Norma Oficial Mexicana una vez que sea publicada en el Diario Oficial de la Federación como norma definitiva entrará en vigor a los 60 días naturales contados a partir del día natural inmediato siguiente al día de su publicación.
Segundo: El Capítulo 10 de la presente Norma Oficial Mexicana entrará en vigor a los 2 años posteriores a la entrada en vigor de la presente Norma Oficial Mexicana.
Tercero: El Capítulo 11 de la presente Norma Oficial Mexicana entrará en vigor una vez que se cuenten con personas acreditadas y aprobadas en términos de la Ley Federal sobre Metrología y Normalización y su Reglamento."
Banuet Arrache y
Asociados, S.C.
Primer
Transitorio
te
Primero: El presente Proyecto de Norma Oficial Mexicana entrará en vigor a los 60 días naturales siguientes al día de su publicación en el Diario Oficial de la Federación, una vez que sea publicado como norma definitiva.
COMENTARIO
Se considera que 60 días es un periodo corto para llevar a cabo la implementación de la NOM.
Por lo tanto, se propone que la NOM surta efectos a partir de los 365 días naturales después de su publicación como norma definitiva.
Se propone que la fecha de entrada en vigor del proyecto de NOM se aplace para quedar de la siguiente forma:
"Primero: Las disposiciones de información comercial previstas en el presente Proyecto de Norma Oficial Mexicana entrarán en vigor a los 365 días naturales siguientes al día de su publicación en el Diario Oficial de la Federación, como norma definitiva."
Banuet Arrache y Asociados, S.C.
El CCONNSE analizó la propuesta y derivado de un análisis integral de cada uno de los comentarios vertidos en el presente documento sobre los Transitorios, con el objetivo de dar certeza a los sujetos obligados de la presente NOM, a la industria y consumidores, se establecen las siguientes modificaciones a fin de permitir una entrada en vigor de manera escalonada, permitiendo así el cumplimiento cabal de cada punto de la presente NOM y reduciendo su costo de instrumentación. Lo anterior para quedar como sigue:
"Primero: La presente Norma Oficial Mexicana una vez que sea publicada en el Diario Oficial de la Federación como norma definitiva entrará en vigor a los 60 días naturales contados a partir del día natural inmediato siguiente al día de su publicación.
Segundo: El Capítulo 10 de la presente Norma Oficial Mexicana entrará en vigor a los 2 años posteriores a la entrada en vigor de la presente Norma Oficial Mexicana.
Tercero: El Capítulo 11 de la presente Norma Oficial Mexicana entrará en vigor una vez que se cuenten con personas acreditadas y aprobadas en términos de la Ley Federal sobre Metrología y Normalización y su Reglamento."
 
Banuet Arrache y
Asociados, S.C.
 
te
COMENTARIO
Se solicita se incluya un tercer artículo transitorio que especifique que en cumplimiento de las disposiciones previstas en el apartado de información comercial puede irse ingresando al mercado nuevos lotes de producción que ya den cumplimiento a dichas disposiciones y no así hasta que dicho apartado entre en vigor.
Tercero: Una vez que la presente Norma Oficial Mexicana sea publicada como definitiva y antes de la entrada en vigor de las disposiciones de información comercial previstas en esta Norma Oficial Mexicana, los sujetos obligados al cumplimiento de esta Norma, de manera voluntaria podrán optar por incorporar a sus lotes de producción de bebidas alcohólicas, nuevas etiquetas que ya den cumplimiento con las disposiciones de etiquetado previstas en la presente NOM.
Sin obstar, para ello, que puedan coexistir en el mercado las etiquetas que den cumplimiento a los nuevos requisitos y las etiquetas de los productos que se comercialicen con anterioridad a la entrada en vigor de esta Norma Oficial Mexicana con el fin de que pueda haber una transición en aquellos productos que se comercializan o importen en el territorio nacional.
Banuet Arrache y Asociados, S.C.
El CCONNSE analizó la propuesta y derivado de un análisis integral de cada uno de los comentarios vertidos en el presente documento sobre los Transitorios, con el objetivo de dar certeza a los sujetos obligados de la presente NOM, a la industria y consumidores, se establecen las siguientes modificaciones a fin de permitir una entrada en vigor de manera escalonada, permitiendo así el cumplimiento cabal de cada punto de la presente NOM y reduciendo su costo de instrumentación. Lo anterior para quedar como sigue:
"Primero: La presente Norma Oficial Mexicana una vez que sea publicada en el Diario Oficial de la Federación como norma definitiva entrará en vigor a los 60 días naturales contados a partir del día natural inmediato siguiente al día de su publicación.
Segundo: El Capítulo 10 de la presente Norma Oficial Mexicana entrará en vigor a los 2 años posteriores a la entrada en vigor de la presente Norma Oficial Mexicana.
Tercero: El Capítulo 11 de la presente Norma Oficial Mexicana entrará en vigor una vez que se cuenten con personas acreditadas y aprobadas en términos de la Ley Federal sobre Metrología y Normalización y su Reglamento."
Banuet Arrache y
Asociados, S.C.
 
te
COMENTARIO
Se solicita agregar un Cuarto Transitorio que especifique que la evaluación de la conformidad del proyecto de NOM no podrá llevarse a cabo sin haberse publicado previamente el Procedimiento para la evaluación de la conformidad correspondiente.
Cuarto: El capítulo de evaluación de la conformidad de la presente NOM entrará en vigor a los 365 días posteriores a que se hayan publicado como definitivos los procedimientos para la evaluación de la conformidad correspondientes y se encuentren acreditados y aprobados al menos dos organismos de certificación. Lo anterior, sin perjuicio de lo que establezcan las normas oficiales mexicanas para bebidas alcohólicas específicas."
Banuet Arrache y Asociados, S.C.
El CCONNSE analizó la propuesta y derivado de un análisis integral de cada uno de los comentarios vertidos en el presente documento sobre los Transitorios, con el objetivo de dar certeza a los sujetos obligados de la presente NOM, a la industria y consumidores, se establecen las siguientes modificaciones a fin de permitir una entrada en vigor de manera escalonada, permitiendo así el cumplimiento cabal de cada punto de la presente NOM y reduciendo su costo de instrumentación. Lo anterior para quedar como sigue:
"Primero: La presente Norma Oficial Mexicana una vez que sea publicada en el Diario Oficial de la Federación como norma definitiva entrará en vigor a los 60 días naturales contados a partir del día natural inmediato siguiente al día de su publicación.
Segundo: El Capítulo 10 de la presente Norma Oficial Mexicana entrará en vigor a los 2 años posteriores a la entrada en vigor de la presente Norma Oficial Mexicana.
Tercero: El Capítulo 11 de la presente Norma Oficial Mexicana entrará en vigor una vez que se cuenten con personas acreditadas y aprobadas en términos de la Ley Federal sobre Metrología y Normalización y su Reglamento."
 
Asociación
Nacional de la
Industria de
Derivados de
Agave, A.C.
 
ge
COMENTARIO
Los comentarios y sugerencias expresados en el presente escrito no son una renuncia a los derechos creados por décadas de los asociados sobre los Destilados de Agave.
Se propone modificar el "PROY-NOM-199-SCFI-2015, en los puntos 5.10, 7.2, 7.2.11, 7.2.19, 7.2.26, 11, 12; eliminar la bebida "komil" definida en el punto 7.2.1 sustituyéndola por la bebida alcohólica destilada "maguey"; adicionar como punto 5.3 la definición de agave y como artículo transitorio el Tercero en los términos del "Anexo 1" de este escrito, por considerar que se da claridad y se precisan términos de la norma referida.
En razón de que la nueva bebida que se propone "maguey" tiene repercusiones en el PROY-NOM-070-SCFI-2015 Bebidas Alcohólicas - Mezcal - Especificaciones, dado que en la definición se indica que está hecho de maguey, y esta palabra también es definida y clasificada en el mismo proyecto de norma, y con el fin de evitar confusión en el público consumidor (Art. 32 de la Ley Federal de Protección al Consumidor), debido a que si en el PROY-NOM- 199-SCFI-2015 existe una bebida llamada "maguey" y en el PROY-NOM-070- SCFI-2015 existe la bebida "mezcal" que es hecha de "maguey", se propone sustituir las menciones de maguey o magueyes en el PROY-NOM-070-SCFI- 2015 por "agave" o "agaves" como se señala en la vigente NOM-070-SCFI- 1994. Esto es posible porque el PROY-NOM-070-SCFI-2015 está en revisión, por lo que se podrán hacer las sustituciones propuestas, solicitando que no se publique este PROY-NOM-199-SCFI-2015 hasta en tanto no quede firme la norma del mezcal si es que la palabra "maguey" no se sustituye por agave.
Por otra parte y en relación al PROY-NMX-V-051-NORMEX-2013 Bebidas Alcohólicas - Bebidas Alcohólicas de Agave - Denominación, etiquetado y Especificaciones, que todavía no se ha publicado en el Diario Oficial de la Federación, y de que está pendiente de resolverse un recurso jurídico enderezado para que sea publicado y cuya resolución final impacta directamente en el PROY-NOM-199-SCFI-2015, se debe considerar por esa Dirección General de Normas la suspensión de procedimiento o la espera de la publicación en el Diario Oficial de la Federación, -para evitar transgresión de las garantías de legalidad y seguridad jurídicas-, hasta en tanto no se resuelva en definitiva el recurso citado, debido a que de resolverse a favor de la institución demandante quedaría resuelto el conflicto de los destilados de agave, ya que en el texto del proyecto de norma mexicana citado, está contemplado el "destilado de agave" y solo quedaría hacer las adecuaciones correspondientes.
Por lo expuesto PIDO
Primero. - Se reconozca la personería con la que comparezco por estar acreditada ante esa H. Dirección General.
Segundo. - Se me tenga en tiempo y forma presentando propuestas en los términos de este escrito para la modificación, eliminación y adición de puntos de la norma citada, en forma complementaria a los ya presentados.
Tercero. - En la contestación que dé esa Dirección General a los comentarios y propuestas expuestos por mi representada al PROY-NOM-199-SCFI-2015, se funden y motiven debidamente cada uno de ellos.
Cuarto. - Mi representada se reserva el derecho de
 
Asociación Nacional de la Industria de Derivados de Agave, A.C.
El CCONNSE analizó la propuesta y derivado de un análisis integral de cada uno de los comentarios vertidos en el presente documento sobre los Transitorios, con el objetivo de dar certeza a los sujetos obligados de la presente NOM, a la industria y consumidores, se establecen las siguientes modificaciones a fin de permitir una entrada en vigor de manera escalonada, permitiendo así el cumplimiento cabal de cada punto de la presente NOM y reduciendo su costo de instrumentación. Lo anterior para quedar como sigue:
"6.2.1      Aguardiente
Bebida alcohólica destilada que se denomina con las palabras "aguardiente de _________", seguida del nombre de la materia prima vegetal que aporte 51% de los azúcares fermentables y 49% de otros azúcares reductores totales expresados en unidades de masa. El aguardiente no permite las mezclas en frío. Su contenido alcohólico es de 35% a 55% Alc. Vol.
Nota 9.- El aguardiente puede elaborarse de manera enunciativa, mas no limitativa de agave, caña, frutas, cereales ciruela, manzana, uva, entre otros."
Por último, esta NOM, respeta cada una de las denominaciones de origen en materia de bebidas alcohólicas protegidas por el Estado Mexicano, esta NOM no crea, modifica o extingue especificaciones contenidas en su NOM particular.
Cuarto. - Mi representada se reserva el derecho de ampliar o modificar sus propuestas, dependiendo de la respuesta que dé esta H. Dirección General de Normas y la CCONNSE a los comentarios que se hicieron al PROY-NOM-199- SCFI-2015 y a la MIR, especialmente respecto a la inclusión del "destilado de agave", la graduación alcohólica y los costos derivados del su cumplimiento, como lo ha solicitado la COFEMER en su Dictamen Total no final.
Comité Técnico
de Normalización
Nacional para
Bebidas
Alcohólicas
 
ge
COMENTARIO
Los integrantes del Comité Técnico de Normalización Nacional para Bebidas Alcohólicas, adscrito a NORMEX, S.C NBAL-02, proponemos eliminar las tablas de especificaciones de todos los productos. Y hacer referencia a las Normas Mexicanas (NMX) vigentes de cada producto, o la que la sustituya.
Existen Normas Mexicanas con especificaciones para cada producto, las cuales son revisadas y actualizadas por los integrantes del Comité NBAL-02.
Para el caso de bebidas que cumplen con denominaciones de origen existen sus Normas Oficiales Mexicanas específicas.
 
Comité Técnico de Normalización Nacional para Bebidas Alcohólicas
De conformidad con el artículo 33 del Reglamento de la LFMN el CCONNSE analizó el comentario y decidió rechazarlo toda vez que cumpliendo con lo establecido en el artículo 40 fracciones I y XII, el objetivo del de la presente NOM es establecer la denominación, las especificaciones fisicoquímicas y la información comercial. Por lo que, se describen las tablas en la presente NOM, y se hace referencia a las NMX correspondientes, ya sea en su denominación o en la tabla de métodos de prueba correspondiente.
 
Comité Técnico
de Normalización
Nacional para
Bebidas
Alcohólicas
 
ge
COMENTARIO
En el Proyecto de la Norma Oficial Mexicana, se propone poner la leyenda:
Las especificaciones del producto deben cumplir con los establecido en las Normas Mexicanas (NMX) correspondiente de cada uno de los productos, o la que la sustituya.
Actualmente existen Normas Mexicanas con especificaciones para cada producto, las cuales son revisadas y actualizadas por los integrantes del Comité NBAL-02,
Las especificaciones del producto deben cumplir con los establecido en las Normas Mexicanas (NMX) correspondiente de cada uno de los productos, o la que la sustituya.
Comité Técnico de Normalización Nacional para Bebidas Alcohólicas
De conformidad con el artículo 33 del Reglamento de la LFMN el CCONNSE analizó el comentario y decidió rechazarlo toda vez que cumpliendo con lo establecido en el artículo 40 fracciones I y XII, el objetivo del de la presente NOM es establecer la denominación, las especificaciones fisicoquímicas y la información comercial. Por lo que, se describen las tablas en la presente NOM, y se hace referencia a las NMX correspondientes, ya sea en su denominación o en la tabla de métodos de prueba correspondiente.
Comité Técnico
de Normalización
Nacional para
Bebidas
Alcohólicas
 
ge
Se requiere indicar en el Proyecto de Norma Oficial Mexicana, si las Normas Mexicanas vigentes (NMX) de producto y de métodos de prueba citados en el PROY-NOM-199 tendrán carácter obligatorio o voluntario.
Se requiere indicar que las Normas Mexicanas vigentes de producto y métodos de prueba serán obligatorias.
 
Comité Técnico de Normalización Nacional para Bebidas Alcohólicas
De conformidad con el artículo 33 del Reglamento de la LFMN el CCONNSE, analizó el comentario y se rechaza toda vez que, al respecto el artículo 51-A de la LFMN cita:
"Las normas mexicanas son de aplicación voluntaria, salvo en los casos en que los particulares manifiesten que sus productos, procesos o servicios son conformes con las mismas y sin perjuicio de que las dependencias requieren en una norma oficial mexicana su observancia para fines determinados..."
Comité Técnico
de Normalización
Nacional para
Bebidas
Alcohólicas
 
ge
COMENTARIO
Indicar cuales son las especificaciones puntuales de las NMX referidas en esta Norma Oficial Mexicana, que se harán obligatorias.
No se especifica en ningún punto del Proyecto de NOM.
Indicar que punto de la norma es la aplicable
Comité Técnico de Normalización Nacional para Bebidas Alcohólicas
De conformidad con el artículo 33 del Reglamento de la LFMN el CCONNSE, analizó el comentario y decidió aceptarlo parcialmente, se revisa la NOM y se adecua en aquellos casos que es necesario hacer mención del punto específico de cada norma mexicana.
 
Ángel Enríquez
 
ge
COMENTARIO
Existen numerales donde no queda claro si es necesario revisar toda la norma que se refiere, o si solo son aplicables algunos numerales, se sugiere que se revise el apartado y en caso de ser necesario se especifiquen los puntos a consultar de la norma.
Para este caso se pueden ver los numerales 7.1.4.2,7.1.5.11, 67.1.5.16.11, 7.2.22, entre otros.
 
Ángel Enríquez
De conformidad con el artículo 33 del Reglamento de la LFMN el CCONNSE, analizó el comentario y decidió aceptarlo parcialmente, se revisa la NOM y se adecua en aquellos casos que es necesario hacer mención del punto específico de cada norma mexicana.
La Madrileña
N/A
ge
COMENTARIO
Se propone incluir dentro de las bebidas alcohólicas fermentadas, ya que el es un vino proveniente de la fermentación de arroz y su graduación alcohólica va de 2,0 a 20,0 Alc. Vol.
SAKE
Es la bebida alcohólica obtenida de la fermentación del arroz usando una técnica de pulido de arroz. Aunque el Sake se puede elaborar con cualquier tipo de arroz, existe un arroz de alta calidad desarrollado para la elaboración de esta bebida alcohólica conocido como sakamai. Los vinos obtenidos de la fermentación del arroz, se denominarán Vinos de Arroz utilizando el nombre de la materia prima que le dio origen, o un nombre sancionado por la costumbre que es SAKE. Es susceptible de ser alcoholizado con bebidas alcohólicas destiladas del mismo origen; puede ser seco, semiseco o semidulce y dulce; su contenido alcohólico es de 2 a 20% Alc. Vol.
ESPECIFICACIONES
NOM-142-SSA/SCFI-2014
Bebidas alcohólicas fermentadas
% Alc. Vol
2,0 - 20,0
Furfural
 
Aldehídos
 
Metanol 
Máximo 300 mg/100ml e alcohol
anhidro
Alcoholes superiores* 
Máximo 500 mg/100 ml de alcohol
anhidro 
Plomo
Máximo 0,5 mg/l
Arsénico
Máximo 1mg/l
 
 
La Madrileña
De conformidad con el artículo 33 del Reglamento de la LFMN el CCONNSE, analizó el comentario y decidió aceptarlo parcialmente para quedar como sigue:
6.1.4      Sake
Es la bebida alcohólica obtenida de la fermentación del arroz, usando una técnica de pulido de la materia prima.
Esta bebida es susceptible de ser alcoholizada con bebidas alcohólicas destiladas de la misma materia prima; puede ser seco, semiseco o semidulce y dulce. Su contenido alcohólico es de 2% a 20% Alc. Vol.
a)         Sake Japonés
Es la bebida con Indicación Geográfica, regulado por la legislación aplicable en el país de origen (Japón).
Tabla 7. Especificaciones del Sake
ESPECIFICACIONE
S
LÍMITES
Mínimo
Máximo
% Alc. Vol
2
20
Metanol
-
300 mg/100ml e
alcohol anhidro
Alcoholes superiores*
-
500 mg/100 ml
de alcohol
anhidro
Plomo
-
0,5 mg/l
Arsénico
-
1mg/l
 
 
 
Destilados la
Ideal
S/R
ge
COMENTARIO
Métodos In-situ de Verificación v Comprobación de Adulteración
En el cuerpo del presente proyecto de norma no se habla de los métodos In-situ de Verificación y Comprobación de Adulteración en los comercios, que es donde el productor y/o el embotellador no pueden tener control de sus productos. Somos conscientes que muchas bebidas que se comercializan en canales formales e informales de comercialización, son bebidas adulteradas. Es en los canales de comercialización donde se debería de realizarse verificaciones in-situ del producto.
La PROFECO se basa en el marco normativo vigente, pero este no contempla métodos de verificación v prueba in-situ en los comercios. Cabe mencionar que las bebidas alcohólicas se analizan tradicionalmente mediante métodos sensoriales o por cromatografía de gases. Ambas metodologías analíticas son lentas y caras, por lo que requieren métodos rápidos que cumplan con las condiciones de repetibilidad, exactitud y reproducibilidad.
Consideramos que la presente norma no contemplan los avances tecnológicos en la materia y dejan de lado técnicas probadas a nivel mundial en contra de la Adulteración de Bebidas Alcohólicas, mismas que proponemos sean consideradas como Método de Prueba y Verificación para las Bebidas Alcohólicas que se comercializan directamente en el comercio que es donde se presenta la Adulteración.
Presentamos tres técnicas podrían ser utilizadas para la detección de Adulteraciones en Bebidas Alcohólicas in-situ en el Comercio: lera. Espectroscopia de Absorción (Técnica presentada en la MIR del Tequila)
Hay diferentes formas de Adulteración; entre las más comunes podemos citar la sustitución del líquido original por otro de menor calidad, o su dilución con agua. También existe el caso en que la bebida se elabora con alcohol saborizado y color artificial.
Actualmente, la técnica química que más se usa para determinar con certeza si una bebida alcohólica ha sido o no adulterada es la cromatografía, la cual consiste en la separación de los componentes del líquido para detectar el elemento ajeno a la fórmula original.
Sin embargo, para realizar una prueba objetiva de adulteración mediante la cromatografía, se requiere de instrumentos sofisticados y personal especializado, sin contar que el estudio demanda la preparación de una muestra. En este sentido, existe la necesidad de buscar métodos alternativos que permitan determinar in- situ del canal de comercialización y en un tiempo razonable, si una bebida obtenida directamente de la botella ha sido adulterada.
El Centro de Investigaciones en Óptica, se propuso desarrollar una prueba alternativa, la cual debería ser rápida, confiable y susceptible de realizarse in situ. Para ello, se llevaron a cabo una serie de experimentos con diversas técnicas espectroscopias.
Mediante los resultados obtenidos con la espectroscopia de absorción se puede determinar si una botella ha sido o no adulterada, basta con obtener el espectro de absorción de una muestra proporcionada por el fabricante y compararla con una botella de la misma marca que se haya comprado en canal de comercialización.
La confiabilidad de esta prueba se basa en el hecho de que todas las bebidas alcohólicas genuinas, presentan características semejantes en su espectro de absorción, mismas que estarían ausentes en las bebidas adulteradas.
La espectroscopia de absorción en el UV-VIS, se usa
 
Destilados La Ideal
Con fundamento en el artículo 33 del Reglamento de la LFMN, el CCONNSE analizó en comentario y decidió rechazarlo toda vez que de conformidad con el artículo 73 de la LFMN y 80 de su Reglamento, dichas especificaciones contenidas para la evaluación de la conformidad serán retomadas en su propio Procedimiento que para tal efecto se realizará.
El capítulo de Evaluación de la Conformidad queda como sigue:
La evaluación de la conformidad de las bebidas alcohólicas objeto de la presente Norma Oficial Mexicana debe llevarse a cabo por personas acreditadas y aprobadas en términos de lo dispuesto por la Ley Federal sobre Metrología y Normalización y su Reglamento. Los sujetos obligados y las personas acreditadas y aprobadas se sujetarán a lo que se señale en el procedimiento de evaluación de la conformidad específico.
Cuando las bebidas alcohólicas sujetas a esta Norma Oficial Mexicana, cuenten con una persona acreditada y aprobada en términos de la LFMN para determinar el cumplimiento de su Norma Oficial Mexicana específica, la evaluación de la conformidad de las mismas debe ejecutarse por el organismo de certificación acreditado y aprobado para tal efecto.
La espectroscopia de absorción en el UV-VIS, se usa como una técnica alternativa a los métodos de química analítica para determinar la adulteración en cualquier bebida alcohólica y, aunque no ofrece resultados cuantitativos como la cromatografía, sí brinda una fácil implementación, ya que no requiere instrumentos complejos, preparación de muestras, ni personal especializado. Esto permite que Ja prueba se realice in situ en el comercio y en poco tiempo, con un instrumento portátil.
Esta investigación forma parte del proyecto Caracterización óptica del tequila y otras bebidas alcohólicas, que se desarrolla con la Dirección de Vinculación del Centro de Investigaciones en Óptica, CONACYT.
Fuente: BARBOSA GARCÍA, Orado; Marco Antonio MENESES NAVA; Enrique LANDGRAVE MANJARREZ; José Luis MALDONADO RIVERA; Gabriel RAMOS ORTÍZ y Juan Luis PICHARDO MOLINA. La luz, una opción para identificar el tequila adulterado. Revista Ciencia y Desarrollo, Junio 2006, vol. 32, no.196. p. 24- 29. ISSN: 0185-0008
2da. E-NOSE
Nariz electrónica (e-nose) destaca por su alta sensibilidad, rapidez, bajo costo y una mínima, o ninguna, preparación de la muestra. Las primeras narices electrónicas aparecieron en el mercado en la década de los noventa y hasta el momento presente han tenido una amplia aplicación en el análisis y caracterización de alimentos (es utilizada esta técnica por la NASA).
La nariz electrónica surgió con el propósito de desarrollar un instrumento capaz de imitar la nariz humana y proporcionar información sensorial rápida y objetiva. Esta técnica consiste en la introducción de una fracción del producto en un sistema de detección, que genera un conjunto de señales que contienen información sobre la composición volátil de la misma. Este conjunto de señales es como una "huella dactilar" de la muestra analizada en su conjunto. Cuando se analizan varias muestras, se genera una matriz de datos que es posteriormente tratada mediante técnicas quimiométricas con el objetivo de comparar muestras en función de su composición volátil v así poder discriminarlas según su origen, variedad, pureza, maduración v otras propiedades.
Aunque la nariz electrónica se utiliza fundamentalmente para obtener información cualitativa, también se puede usar con finalidades cuantitativas mediante técnicas de calibración multivariante. Las narices electrónicas clásicas estaban basadas en sensores de gases, mientras que las modernas utilizan espectrómetros de masas. El uso de espectrómetros de masas presenta ciertas ventajas con respecto a los sensores de gases, ya que muchos componentes presentes como el etanol, pueden interferir con los sensores de gases.
3era. Flavorímetro
Técnica que usa la nariz electrónica v paladar artificial. Puede captar y clasificar miles de olores y sabores en tiempo real sincronizadamente. La idea fue incubada y ya está patentando en Europa y los Estados Unidos. "Combina nariz con lengua, detecta las propiedades del olor y del gusto en forma simultánea, sin la necesidad de oler por un lado y gustar por otro". Así, el Flavorímetro brinda información acerca de dos atributos en vez de uno, tiene más capacidad y da mayor seguridad en los resultados para detectar bebidas adulteradas, ya que genera un perfil por cada marca de producto.
Todos estos métodos señalados sirven para la determinación de la autenticidad de las bebidas alcohólicas a través de verificadores "in situ", garantizando que el producto elaborado cumpla con las Normas. Es una realidad que debe de considerarse métodos de comprobación, verificación, prueba y
Todos estos métodos señalados sirven para la determinación de la autenticidad de las bebidas alcohólicas a través de verificadores "in situ", garantizando que el producto elaborado cumpla con las Normas. Es una realidad que debe de considerarse métodos de comprobación, verificación, prueba y evaluación, posteriores a la producción, siendo necesario verificar en los comercios la autenticidad de las botellas que se comercializan, va que la PROFECQ asegura que 30% de las bebidas alcohólicas que se venden en el país son adulteradas, por reutilizar v rellenar botellas de marcas reconocidas, con bebidas adulteradas. No siendo las botellas v etiquetas una garantía de autenticidad.
Concluyendo: La tecnología es una aliado en la batalla de las bebidas Adulteradas, esperamos sean tomadas en cuanta estas técnicas a fin de tener Métodos de Verificación y Comprobación de Adulteración In-situ en el Comercio, que den seguridad al consumidor, fabricantes y comercializador, siendo una herramienta imparcial, veraz, rápida y de bajo costo, cumple con condiciones de repetibilidad, exactitud y reproducibilidad para la toma de decisiones de la autoridad y seguridad del consumidor.
 
Excel Spain de
México, S.A de
C.V.
N/A
ge
Comentario
Señalando que se está en desacuerdo que dicha propuesta tenga por objeto tutelar los derechos de los consumidores, y sobretodo, generar un cumplimiento a la normatividad regulatoria, la cual, hasta ahora se encuentra alineada con los ordenamientos internacionales.
El capricho o deseo malentendido de un productor debe estar ceñido al cumplimiento de la normatividad nacional e internacional, en beneficio no solo del sector, sino del consumidor en México y en cualquier parte del mundo; Es precisamente facultad de la Secretaría de Salud, a través de la COFEPRIS, el vigilar que los productos que se comercializan bajo un nombre comercial, denominación de origen o definición internacional, correspondan efectivamente a la información que aparezca en el etiquetado, por lo que, al apartado nombrado PRODUCTOS IMPORTADOS de dicha norma además de ser incorrectos difieren de lo expuesto por la LEY FEDERAL DE COMPETENCIA ECONÓMICA ARTÍCULO 3° FRACCIÓN IV indicando UNA BARRERA A LA COMPETENCIA Y A LA LIBRE COMPETENCIA facultad de dicha ley conforme a su ARTICULO 12° FRACCIÓN I para garantizar la LIBRE CONCURRENCIA Y COMPETENCIA ECONÓMICA COMBATE A LOS MONOPOLIOS Y LAS PRÁCTICAS MONOPOLICAS en el cual un selecto grupo intenta exigir datos del fabricante siendo este un obstáculo para DISTRIBUIDORAS Y COMERCIALIZADORAS QUE REALIZAN ESTA ACTIVIDAD CON PRODUCTOS LEGÍTIMOS CONFORME AL ARTÍCULO 5° CONSTITUCIONAL Y CON LAS ESPECIFICACIONES NECESARIAS QUE EL ÓRGANO DE SALUD REQUIERE.
Como consecuencia de los puntos anteriores, NO SE TIENE la representación y coordinación efectiva de los intereses comunes de todos los asociados, en pro del beneficio común.
ANTECEDENTE NOM-142-SSA1/SCFI-2014 BEBIDAS ALCOHÓLICAS. ESPECIFICACIONES SANITARIAS, ETIQUETADO SANITARIO Y COMERCIAL, publicada el 23 de marzo de 2015, es el resultado de la revisión técnica de la NOM -142-SSA1-1995, cuyo objeto principal era establecer un régimen regulatorio mínimo que otorgue certeza a los productores, comercializadores, importadores y consumidores de bebidas alcohólicas sobre la información comercial y sanitaria que deben contener las etiquetas de dichas bebidas, de manera que se garantice una información completa al consumidor.
PROPUESTA Para que la nueva NORMA OFICIAL MEXICANA PROY-NOM-199-SCFI-2015 mantenga su validez, se debe de constituir un órgano consultivo constituido por productores regionales, poblaciones fuera de la denominación de origen, pequeños productores de autoconsumo, grupos religiosos que utilicen el producto con fines ceremoniales, cultivadores y propietarios de terreno agrario de producción de cualquier tipo de agave, propietarios de palenques, sean dueños del predio de cultivo o no, envasadores, DISTRIBUIDORES Y COMERCIALIZADORES, así como representantes de marcas.
Se debe de investigar la forma y alcance de las legislaciones locales bajo el concepto del Autogobierno, a través de las propias jurisdicciones en la forma de Usos y Costumbres LIBRE COMPETENCIA Y PROPIEDAD INDUSTRIAL, que regulan a las poblaciones productoras y consumidoras, ya sea en la modalidad de producción artesanal, tradicional, ancestral y/o ceremonial.
Por lo anteriormente expuesto, a esa H. Autoridad, respetuosamente solicito PRIMERO número de identificación a mis observaciones y propuestas, así como la revisión de las mismas, SEGUNDO Me tenga por presentado, actuando en nombre de EXCEL SPAIN DE MEXICO, S.A. DE C.V. TERCERO. Se tomen en cuenta las manifestaciones y comentarios de mi representada, en términos del presente escrito, a fin de desestimar en definitiva la propuesta.
 
Excel Spain de México, S.A de C.V.
Con fundamento en el artículo 33 del Reglamento de la LFMN, el CCONNSE analizó el comentario y decidió rechazarlo toda vez que no presente alguna propuesta de modificación concreta a la presente NOM.
 
Pedro Jiménez
Gurría
Miguel Angel
Partida Ramos
Ana G.
Valenzuela
Zapata
América Delgado
Lemus
Fernando
González Zozaya
Ignacio Torres
García
Carlos Lucio
David Suro-
Piñera
N/A
ge
COMENTARIO
Siguiendo los pasos de la creación de cualquier normatividad, exigimos que nuestra propuesta sea tratada como MIR, es decir el impacto de riesgo de esta propuesta desde lo económico social, hasta lo cultural y ecológico.
Que se evalúen los daños a la economía de micro productores, de las regiones que elaboran mezcal como parte de sus actividades económicas complementarias y cuyo conocimiento es parte del patrimonio intangible cultural de México. Queremos proponer una evaluación de lo que significa el efecto positivo a la ecología que los productores de mezcales tradicionales fuera de la Denominaciones de origen realizan gratuitamente al conservar especies cultivadas y silvestres de agaves.
Además, antes de exponer las razones de nuestra oposición, queremos señalar que coincidimos totalmente con el objetivo fundamental de la NOM-199, de asegurar que los consumidores tengan información veraz y comprobable respecto de las bebidas alcohólicas elaboradas que adquieran, acotando la comercialización engañosa de productos elaborados con insumos diferentes a dichas materias primas contempladas para cada bebida.
Es en el ánimo de que la NOM-199 cumpla con este objetivo, y a la vez permita la libre competencia de los productores de estas bebidas, especialmente los productores artesanales que las elaboran de manera tradicional desde hace cientos de años, que hacemos los siguientes señalamientos:
Nuestras objeciones y propuestas son:
OBJECIÓN PRIMORDIAL. Existen varios puntos inconsistentes y ambiguos dentro de este PROY-NOM-199-SCFI-2015, sin embargo, queremos centrarnos en los distintos destilados provenientes de agave estén dentro o fuera de las Denominaciones de Origen actuales. La Secretaría de Economía, así como todos los involucrados en esta propuesta de norma NO CONSULTARON a los productores de bebidas alcohólicas elaboradas con Agave sin Denominación de Origen, que son a quienes les aplicará esta regulación e injustificadamente llamarles KOMIL.
No existe alguna referencia antropológica, biológica, histórica y sobre todo social, donde la palabra KOMIL está relacionado con los destilados de agave. Literalmente este término náhuatl significa "bebida embriagante" o "bebida alcohólica", lo cual lo vuelve más general y ambiguo (Cabe recalcar que ya en un proyecto de norma que antecedió al presente {PROY-NOM-186-SCFI-2012} se había recalcado que utilizar el término Agavácea como se había propuesto era erróneo y mucho más general que Agave. Ahora el término KOMIL sería aún más). Esta descripción junto con el hecho de que KOMIL no es un término de uso común, sólo provocará mayor confusión a todos los consumidores, que es justamente lo contrario del objetivo de esta norma. Sin mencionar que todos los productores (especialmente los artesanales) quedarían privados de sus derechos para comercializar su producto con el nombre de su bebida, lo que es un legado y patrimonio nacional. (Se adjunta "Dictamen Técnico Lingüístico Antropológico sobre el vocablo Komil y Mezcal ante el PROY-NOM199-SCFI-
2015" por parte del INAH y la Universidad de Colima).
PROPUESTA PRIMORDIAL. Que la Secretaría de Economía haga una convocatoria abierta a los productores de bebidas alcohólicas elaboradas con Agave sin Denominación de Origen para discutir y
 
Pedro Jiménez Gurría
Miguel Angel Partida Ramos
Ana G. Valenzuela Zapata
América Delgado Lemus
Fernando González Zozaya
Ignacio Torres García
Carlos Lucio
David Suro-Piñera
El CCONNSE analizó el comentario y derivado del proceso de consulta pública y del análisis de cada uno de los comentarios plasmados en la presente "Respuesta a comentarios" vertidos al tema Komil, se determinó eliminar de la presente NOM la denominación Komil.
Así mismo derivado de dicha eliminación, las bebidas que lleven por proceso la destilación y materia prima algún agave y que se encuentren en cualquier parte del territorio nacional se denominarán "Aguardientes de agave", quedando las especificaciones de la siguiente manera:
"6.2.1      Aguardiente
Bebida alcohólica destilada que se denomina con las palabras "aguardiente de _________", seguida del nombre de la materia prima vegetal que aporte 51% de los azúcares fermentables y 49% de otros azúcares reductores totales expresados en unidades de masa. El aguardiente no permite las mezclas en frío. Su contenido alcohólico es de 35% a 55% Alc. Vol.
Nota 9.- El aguardiente puede elaborarse de manera enunciativa, mas no limitativa de agave, caña, frutas, cereales ciruela, manzana, uva, entre otros."
Por último, esta NOM, respeta cada una de las denominaciones de origen en materia de bebidas alcohólicas protegidas por el Estado Mexicano, esta NOM no crea, modifica o extingue especificaciones contenidas en su NOM particular.
PROPUESTA PRIMORDIAL. Que la Secretaría de Economía haga una convocatoria abierta a los productores de bebidas alcohólicas elaboradas con Agave sin Denominación de Origen para discutir y elaborar con ellos la norma que los regulará, formando, en acuerdo con ellos, un grupo de trabajo/comité técnico para la elaboración conjunta del anteproyecto. Asimismo, y de manera indispensable, contar con la participación de instituciones plenamente entregadas a la materia biocultural que involucran estas bebidas como CONABIO, GEA, CICY, INAH, UNAM, entre otras.
Es indispensable que de manera conjunta se revisen todos los aspectos de este proyecto, a fin de tomar las mejores decisiones que protejan al consumidor, pero que también permitan la libre competencia de los productores, y de manera muy especial, que no lleven a la desaparición de los mezcaleros artesanales tradicionales, quienes realizan una actividad que es el sustento económico de miles de familias en todo el país, a la vez que generan y protegen la diversidad agro-biológica y cultural del país, de la cual no solo dependen ellos, sino todos los mexicanos.
Sin detrimento de los análisis y propuestas que se hagan en las reuniones que se proponen, tenemos, por lo pronto, otras objeciones y propuestas:
OBJECIÓN 2. Consideramos que las Denominaciones Comerciales que se proponen en este proyecto, sus definiciones, y clasificación, no proporcionarán una información veraz, clara y suficiente al consumidor, que refleje el espectro disponible de las bebidas alcohólicas elaboradas de Agave (mezcales) y le permita comparar
objetivamente su calidad y así tomar una decisión informada de compra, comparando calidad y precio.
PROPUESTA 2. Para dar información veraz, clara y suficiente, proponemos:
a) Una denominación comercial "Destilado 100% de Agave", que le permita distinguir claramente al consumidor, por su denominación comercial, a las bebidas de alta calidad. Debido a que la Denominación de Origen Mezcal (DOM) está mal elaborada por no incluir a todas las especies y a todas las áreas geográficas que en realidad están dentro de la centenaria tradición mezcalera de México, todos los mezcales excluidos de ella no pueden llamarse "Mezcal" de manera comercial, aunque lo sean. Es entonces importante que el consumidor pueda reconocerlas con un nombre adecuado a su calidad.
Proponemos el nombre comercial "Destilado 100% de Agave", porque describe el proceso con el que se obtienen y recalca la pureza en cuanto a la materia prima con que se produce. Llamarlos "Aguardientes" o, peor aún, "Komiles" llevaría a confusión al consumidor, ya que el primer término se ha usado frecuentemente en México para referirse a las bebidas destiladas de caña y el segundo, como ya mencionamos, no tiene vínculo alguno con estos destilados. La definición que proponemos es:
"7.2.1 Destilado 100% de Agave:
Bebida alcohólica obtenida por destilación y rectificación parcial de mostos fermentados, derivados de la molienda de las cabezas sanas y maduras de Agave previamente cocidas y sometidos a fermentación alcohólica espontánea o con aditivos orgánicos que pertenezcan a la tradición local, pero no con productos industriales.
En su formulación solo se pueden utilizar azúcares provenientes de los jugos de Agave y pueden tener una gradación alcohólica entre el 40% y el 55% Alc. Vol.
El destilado 100% de Agave es un líquido que, de acuerdo a su tipo, es incoloro. Es susceptible de ser adicionado de algún sabor o ingrediente permitido por la
El destilado 100% de Agave es un líquido que, de acuerdo a su tipo, es incoloro. Es susceptible de ser adicionado de algún sabor o ingrediente permitido por la Secretaría de Salud.
De cualquier manera, debe respetarse lo establecido en la NOM-142 SSA1-1995 vigente, respecto de que no está permitida la rectificación total en la destilación con el fin de mantener los compuestos que contribuirán a las características sensoriales finales".
Es importante hacer énfasis que en la definición hemos añadido que los mostos deben derivarse de "la molienda de las cabezas sanas y maduras de Agave cocidas, y sometidos a fermentación alcohólica espontánea o con aditivos orgánicos que pertenezcan a la tradición local, pero no con productos industriales", de manera análoga a la definición de Mezcal dentro de la DOM.
b) Una denominación comercial "Destilado mixto de Agave" que le permita distinguir claramente al consumidor, a las bebidas que en su formulación tienen otros azúcares distintos a los del Agave.
Las bebidas destiladas de Agave que no se encuentran dentro de la tradición artesanal tradicional (mezcales), suelen elaborarse añadiendo azúcar de caña para enriquecer los mostos. Es importante que el consumidor pueda reconocer, por la claridad de su denominación comercial, que estas bebidas contienen otros azúcares distintos a los del Agave, y distinguirlos claramente de las bebidas de mayor calidad (también debería poder
hacerlo con los tequilas mixtos). Proponemos la siguiente definición:
"7.2.2 Destilado mixto con Agave.
Bebida alcohólica obtenida por destilación y rectificación parcial de mostos fermentados, derivados de la molienda de las cabezas sanas y maduras de agave previamente hidrolizadas o cocidas, y sometidos a fermentación alcohólica.
En su formulación se permite utilizar otros azúcares para enriquecer los mostos de agave. Los otros azúcares no podrán rebasar el 25% de los azúcares reductores totales, expresados en unidades de masa. Su graduación alcohólica puede ser entre el 25% y el 55% Alc. Vol.
De cualquier manera, debe respetarse lo establecido en la NOM-142 SSA1-1995 vigente, respecto de que no está permitida la rectificación total en la destilación con el fin de mantener los compuestos que contribuirán a las características sensoriales finales."
c) Una clasificación de cuatro tipos para ambas denominaciones comerciales en el punto 7.2, para reflejar los tipos que actualmente existen en estas bebidas alcohólicas:
Blanco. Producto incoloro a ligeramente verdoso.
Madurado. Producto que se deja reposando entre 2 y 12 meses en recipientes de vidrio o en madera para su estabilización.
Añejo. Producto que se deja reposando entre un año y menos de 4 años en recipientes de vidrio o en madera para su estabilización.
Extra- añejo. Producto que se deja reposando más de cuatro años en recipientes de vidrio o en madera para su estabilización.
Las cuatro clases de bebidas serían susceptibles de ser abocadas y de que se les adicione algún sabor o ingrediente permitido por la Secretaría de Salud. De manera obligatoria deberán incluir, en estos casos, la lista de ingredientes con las que fueron abocadas y adicionadas en los porcentajes o cantidades correspondientes.
OBJECIÓN 3. Consideramos que el restringir el contenido alcohólico de las bebidas destiladas en
OBJECIÓN 3. Consideramos que el restringir el contenido alcohólico de las bebidas destiladas en general en aras de un control de calidad, limita por un lado al consumidor de opciones de bebidas y de sus posibilidades económicas, y a su vez empuja a las empresas que ahora tienen algún producto de menor graduación a 32% de Alc.Vol. a incrementar el nivel de alcohol que no necesariamente será de mejor calidad y a elevar los precios de su producto. Esto también limita las posibilidades comerciales de estos productores o compañías.
PROPUESTA 3. Debe existir esa otra categoría de destilados debajo de los 32% de Alc. Vol. Regulados por la Secretaría de Salud para que cumplan todos los parámetros seguros para el consumidor y que puedan estar al alcance económico del grueso de la población.
OBJECIÓN 4. Consideramos que en el apartado 11 sobre INFORMACIÓN COMERCIAL deberían estar estipulados cuáles son los parámetros para regular dicha información en el etiquetado sobre todo si se está proponiendo una nueva categoría como lo es KOMIL. Una vez más, creemos que como dice este apartado "debe contener
información veraz y no inducir al error al consumidor con respecto a la naturaleza y características del producto..." el término KOMIL está generando completamente lo contrario.
PROPUESTA 4. Para dar una información veraz, clara y suficiente, proponemos un marcado y etiquetado complementario para "Aguardiente mixto de Agave" y "Destilado 100% de Agave" donde indique que:
Todos los tipos y categorías de "Aguardientes mixtos de Agave" y "Destilados 100% de Agave" deberán incluir la siguiente información en la etiqueta, como parte de su Denominación Comercial:
a) Especie o especies de Agave de las que proviene la materia prima usada.
La identificación botánica de las especies será realizada por personal de los herbarios públicos nacionales.
b) Lugar de crecimiento de las plantas de las que proviene la materia prima (municipios y estados).
c) Materia prima de donde provienen los azúcares, cuando no son de Agave (no pudiendo ser más del 25%).
d) Lista de aditivos, coadyuvantes, colorantes, saborizantes y cualquier ingrediente con el que hayan sido abocados o adicionados y sus porcentajes o cantidades dependiendo el caso.
e) Lugar de envasado (municipio y estado).
Por todo lo anterior, solicitamos, de la manera más atenta, que NO se apruebe el PROYNOM-199-SCFI-2015, BEBIDAS ALCOHÓLICAS DENOMINACIÓN, ESPECIFICACIONES FISICOQUÍMICAS, INFORMACIÓN COMERCIAL Y MÉTODOS DE PRUEBA propuesta por la Secretaría de Economía y el resto de instituciones y empresas, y se le solicite que haga una convocatoria abierta a los productores de bebidas alcohólicas elaboradas con Agave sin Denominación de Origen para discutir y elaborar con ellos la norma que los regulará, formando, en acuerdo con ellos y las instituciones mencionadas en la propuesta primordial, un grupo de trabajo/comité técnico para la elaboración conjunta del anteproyecto. Anexamos la liga al resultado hasta el momento de la petición a través de la plataforma Change.org (más de 4 mil firmas), así como la carta de oposición del municipio de Zapotitlán de Vadillo, Jal., la liga al documental "Estos son mezcales".
 
Rocío Becerra
Montané
N/A
ge
COMENTARIO
La norma tiene como objeto "establecer la denominación, las especificaciones fisicoquímicas y la información comercial que deben cumplir todas las bebidas alcohólicas, a efecto de dar información veraz al consumidor, así como los métodos de prueba y de evaluación de la conformidad aplicables a las mismas", es decir establece una serie de obligaciones a las bebidas alcohólicas mencionadas en la norma, entre éstas, el pulque y el mezcal.
Existen diversas bebidas fermentadas incluyendo el pulque y el mezcal, que son productos importantes en la cultura de los pueblos y comunidades indígenas de México, son parte de su cosmovisión, a través de ellas se relaciona con sus deidades y el territorio en donde se desarrolla su cultura, son elementos fundamentales para su identidad cultural. En varias regiones del país las comunidades indígenas han innovado, mantenido y transmitido el conocimiento tradicional del pulque y el mezcal de generación en generación, desde hace varios siglos, cumpliendo una función también de desarrollo e ingreso económico, es así que el pulque y el mezcal son parte de los derechos económicos, sociales y culturales de los pueblos y comunidades indígenas de nuestro país.
Como es de su conocimiento, en el 2011 se reformó la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, en el artículo 1° establece que: En los Estados Unidos Mexicanos todas las personas gozarán de los derechos humanos reconocidos en esta Constitución y en los tratados internacionales de los que el Estado Mexicano sea parte, así como de las garantías para su protección, cuyo ejercicio no podrá restringirse ni suspenderse, salvo en los casos y bajo las condiciones que esta Constitución establece. Las normas relativas a los derechos humanos se interpretarán de conformidad con esta Constitución y con los tratados internacionales de la materia favoreciendo en todo tiempo a las personas la protección más amplia. Todas las autoridades, en el ámbito de sus competencias, tienen la obligación de promover, respetar, proteger y garantizar los derechos humanos de conformidad con los principios de universalidad, interdependencia, indivisibilidad y progresividad. En consecuencia, el Estado deberá prevenir, investigar, sancionar y reparar las violaciones a los derechos humanos, en los términos que establezca la ley.
El artículo anterior establece una serie de obligaciones a las autoridades para la protección y respeto de los derechos humanos. El 11 de julio del año de 1990, se aprueba el Convenio 169 sobre Pueblos Indígenas y Tribales en países Independientes y es ratificado por México el 13 de agosto 1990. El 4 de enero de 1991 se publica en el Diario Oficial de la Federación el Decreto Promulga torio del Convenio 169 sobre Pueblos Indígenas y Tribales en países Independientes. Este Convenio Internacional establece una serie de derechos humanos de los pueblos indígenas, entre éstos los siguientes: Artículo 2 1. Los gobiernos deberán asumir la responsabilidad de desarrollar, con la participación de los pueblos interesados, una acción coordinada y sistemática con miras a proteger los derechos de esos pueblos y a garantizar el respeto de su integridad. 2. Esta acción deberá incluir medidas: a) que aseguren a los miembros de dichos pueblos gozar, en pie de igualdad, de los derechos y oportunidades que la legislación nacional otorga a los demás miembros de la población; b) que promuevan la plena efectividad de los derechos sociales, económicos y culturales de esos pueblos, respetando su identidad social y cultural, sus costumbres y tradiciones, y sus instituciones; c) que ayuden a los miembros de los pueblos interesados a eliminar las diferencias socioeconómicas que puedan existir entre los miembros indígenas y los demás
 
Rocío Becerra Montané
El CCONNSE analizó el comentario y toma nota del mismo.
Por un lado, la presente NOM, respeta cada una de las denominaciones de origen como nacionales e internacionales. Tratandondose del Mezcal, esta bebida alcohólica cuenta con su propia NOM, esta NOM es su inciso secundario 6.2.14 establece:
"6.2.14    Mezcal
Es la bebida alcohólica destilada con Denominación de Origen regulada por el Gobierno Mexicano. La definición y las especificaciones para esta bebida alcohólica son las enumeradas y contenidas en la NOM-070-SCFI-2016 (Ver 2.3)."
Al respecto del pulque, al no ser una bebida con denominación de origen, ésta debe cumplir con lo establecido en la presente NOM:
"6.1.3      Pulque
Es la bebida alcohólica obtenida del maguey o agave, el cual al ser castrado y raspado emana los azúcares contenidos en el corazón del mismo (conocidos como aguamiel), y que por procesos microbiológicos y fisicoquímicos de forma natural fermentan, teniendo lugar durante su permanencia en recipientes sanitariamente adecuados.
Las categorías del pulque son:
a)         Pulque natural
Es el producto que se obtiene de la fermentación producida a partir del aguamiel. La producción de Pulque es un proceso de fermentación por lote, que utiliza un inóculo originado de la fermentación misma. Su contenido alcohólico es de 4% a 7,5% Alc. Vol.
b)         Pulque curado
Es el pulque natural al cual se le ha agregado jugos de fruta, concentrados de éstas, vegetales naturales, semillas o productos lácteos. Su contenido alcohólico es de 2% a 7,5% Alc. Vol."
Por último, esta NOM cumplió cabalmente con el proceso de consulta pública establecido en el artículo 47 fracción I de la Ley Federal sobre Metrología y Normalización, publicándose en el Diario Oficial de la Federación el PROY-NOM-199-SCFI-2015, a efecto que cualquier interesado manifestará sus comentarios.
El artículo anterior establece una serie de obligaciones a las autoridades para la protección y respeto de los derechos humanos. El 11 de julio del año de 1990, se aprueba el Convenio 169 sobre Pueblos Indígenas y Tribales en países Independientes y es ratificado por México el 13 de agosto 1990. El 4 de enero de 1991 se publica en el Diario Oficial de la Federación el Decreto Promulga torio del Convenio 169 sobre Pueblos Indígenas y Tribales en países Independientes. Este Convenio Internacional establece una serie de derechos humanos de los pueblos indígenas, entre éstos los siguientes: Artículo 2 1. Los gobiernos deberán asumir la responsabilidad de desarrollar, con la participación de los pueblos interesados, una acción coordinada y sistemática con miras a proteger los derechos de esos pueblos y a garantizar el respeto de su integridad. 2. Esta acción deberá incluir medidas: a) que aseguren a los miembros de dichos pueblos gozar, en pie de igualdad, de los derechos y oportunidades que la legislación nacional otorga a los demás miembros de la población; b) que promuevan la plena efectividad de los derechos sociales, económicos y culturales de esos pueblos, respetando su identidad social y cultural, sus costumbres y tradiciones, y sus instituciones; c) que ayuden a los miembros de los pueblos interesados a eliminar las diferencias socioeconómicas que puedan existir entre los miembros indígenas y los demás miembros de la comunidad nacional, de una manera compatible con sus aspiraciones y formas de vida.
De acuerdo con este artículo los gobiernos deben asumir la responsabilidad de proteger los derechos de los pueblos indígenas y garantizar su integridad, con la participación de los pueblos indígenas. En el inciso a) se establece el derecho de igualdad de derechos y oportunidades que deben gozar los pueblos indígenas y que la legislación otorga a los demás miembros de la población. En este sentido de igualdad de derechos en la legislación nacional, la Comisión Nacional para el Desarrollo de Pueblos Indígenas realizó la Consulta sobre mecanismos para la protección de los conocimientos tradicionales, expresiones culturales, recursos naturales, biológicos y genéticos de los pueblos indígenas, en el año 2011.
En esta consulta los pueblos indígenas expresan la falta de figuras jurídicas como los derechos colectivos de propiedad intelectual para proteger el conocimiento tradicional, incluidos los asociados a los recursos biológicos. Los derechos colectivos de propiedad son derechos humanos contemplados en varios instrumentos internacionales ratificados por México, es por este motivo que antes de establecer medidas regulatorias como el PROYECTO DE NORMA OFICIAL MEXICANA PROY-NOM-199-SCFI-2015, BEBIDAS ALCOHÓLICASDENOMINACIÓN ESPECIFICACIONES FISICOQUÍMICAS, INFORMACIÓN COMERCIAL Y MÉTODOS DE PRUEBA, es indispensable que se desarrollen en la Ley de Propiedad Industrial, los derechos colectivos de propiedad industrial que de una seguridad jurídica a las comunidades y pueblos indígenas para la venta de productos como el pulque y el mezcal, y garanticen la participación de los pueblos y comunidades indígenas a través de sus autoridades o representantes, en el Órgano Regulador del Mezcal u otros órganos reguladores, de lo contrario se está promoviendo la apropiación del conocimiento, prácticas y recursos colectivos de pueblos y comunidades indígenas, en manos privadas.
En relación al inciso b) del Convenio 169 establece la obligación para los Estados de promover la plena
En relación al inciso b) del Convenio 169 establece la obligación para los Estados de promover la plena efectividad de los derechos sociales, económicos y culturales de esos pueblos, respetando su identidad social y cultural, sus costumbres y tradiciones, y sus instituciones. El PROYECTO DE NORMA OFICIAL MEXICANA PROY-NOM-199-SCFI-2015, BEBIDAS ALCOHÓLICASDENOMINACIÓN ESPECIFICACIONES FISICOQUÍMICAS, INFORMACIÓN COMERCIAL Y MÉTODOS DE PRUEBA, no toma en consideración los costumbres y tradiciones de los pueblos y comunidades, ni la importancia del pulque y el mezcal para la identidad cultural de las comunidades indígenas, por lo que se violan sus derechos económicos, sociales y culturales porque se les asimila a esquemas de regulación que no toman en cuenta su características culturales, lo que deja a los pueblos y comunidades indígenas en un estado de indefensión y de ilegalidad.
El inciso c) establece la obligación de ayuda a los pueblos indígenas para eliminar las diferencias socioeconómicas que puedan existir entre los miembros indígenas y los demás miembros de la comunidad nacional, de una manera compatible con sus aspiraciones y formas de vida de los pueblos. En este sentido el PROYECTO DE NORMA OFICIAL MEXICANA PROY-NOM-199-SCFI-2015, BEBIDAS ALCOHÓLICASDENOMINACIÓN ESPECIFICACIONES FISICOQUÍMICAS, INFORMACIÓN COMERCIAL Y MÉTODOS DE PRUEBA, genera más desigualdad y pobreza ya que los productores indígenas son excluidos y puestos en desventaja en relación a otros productores nacionales como son las asociaciones y cámaras industriales, que son los que participan en la regulación y control de los productos. Esta norma no representa las aspiraciones de los pueblos y comunidades productoras y usuarias del pulque y el mezcal, ni de consumidores que aspiran a productos de calidad y elaborados bajo un comercio justo. El artículo 5 del Convenio, también menciona estos otros derechos.
Al aplicar las disposiciones del presente Convenio: a) deberán reconocerse y protegerse los valores y prácticas sociales, culturales, religiosos y espirituales propios de dichos pueblos y deberá tomarse debidamente en consideración la índole de los problemas que se les plantean tanto colectiva como individualmente; b) deberá respetarse la integridad de los valores, prácticas e instituciones de esos pueblos; c) deberán adoptarse, con la participación y s cooperación de los pueblos interesados, medidas encaminadas a allanar las dificultades que experimenten dichos pueblos al afrontar nuevas condiciones de vida y de trabajo.
De acuerdo a este artículo el Estado debe además de proteger, reconocer los valores prácticas sociales, culturales, religiosos y espirituales de los pueblos indígenas y con la participación de los pueblos, así como adoptar medidas encaminadas a reducir las dificultades que afrontan los pueblos a nuevas condiciones de vida y trabajo. Como se hizo referencia al inicio de esta carta el uso de bebidas fermentadas como el mezcal y el pulque son un elemento de las prácticas sociales, culturales, religiosas y espirituales de los pueblos indígenas, además en muchos casos el único medio de trabajo y subsistencia, el PROYECTO DE NORMA OFICIAL MEXICANA PROY-NOM-199-SCFI-2015, BEBIDAS ALCOHÓLICASDENOMINACIÓN ESPECIFICACIONES FISICOQUÍMICAS, INFORMACIÓN COMERCIAL Y MÉTODOS DE PRUEBA, viola los derechos económicos, sociales y culturales, ya que se imponen cargas regulatorias a una actividad que han venido desarrollando los pueblos y comunidades indígenas, en diferentes prácticas religiosas, culturales, sociales y económicas, no existen la legislación que regule los derechos colectivos de propiedad intelectual, lo cual además de ser
De acuerdo a este artículo el Estado debe además de proteger, reconocer los valores prácticas sociales, culturales, religiosos y espirituales de los pueblos indígenas y con la participación de los pueblos, así como adoptar medidas encaminadas a reducir las dificultades que afrontan los pueblos a nuevas condiciones de vida y trabajo. Como se hizo referencia al inicio de esta carta el uso de bebidas fermentadas como el mezcal y el pulque son un elemento de las prácticas sociales, culturales, religiosas y espirituales de los pueblos indígenas, además en muchos casos el único medio de trabajo y subsistencia, el PROYECTO DE NORMA OFICIAL MEXICANA PROY-NOM-199-SCFI-2015, BEBIDAS ALCOHÓLICASDENOMINACIÓN ESPECIFICACIONES FISICOQUÍMICAS, INFORMACIÓN COMERCIAL Y MÉTODOS DE PRUEBA, viola los derechos económicos, sociales y culturales, ya que se imponen cargas regulatorias a una actividad que han venido desarrollando los pueblos y comunidades indígenas, en diferentes prácticas religiosas, culturales, sociales y económicas, no existen la legislación que regule los derechos colectivos de propiedad intelectual, lo cual además de ser discriminatorio deja en una clara desventaja comercial a los productores locales de mezcal y pulque respecto a los grandes productores e industriales de estos productos. Se violan también el derecho a la participación de los pueblos y comunidades indígenas y al derecho a la consulta establecido en el artículo 6 del Convenio 169 de la OIT que dice: 1. Al aplicar las disposiciones del presente Convenio, los gobiernos deberán: a) consultar a los pueblos interesados, mediante procedimientos apropiados y en particular a través de sus instituciones representativas, cada vez que se prevean medidas legislativas o administrativas susceptibles de afectarles directamente; b) establecer los medios a través de los cuales los pueblos interesados puedan participar libremente, por lo menos en la misma medida que otros sectores de la población, y a todos los niveles en la adopción de decisiones en instituciones electivas y organismos administrativos y de otra índole responsables de políticas y programas que les conciernan; c) establecer los medios para el pleno desarrollo de las instituciones e iniciativas de esos pueblos, y en los casos apropiados proporcionar los recursos necesarios para este fin. 2. Las consultas llevadas a cabo en aplicación de este Convenio deberán efectuarse de buena fe y de una manera apropiada a las circunstancias, con la finalidad de llegar a un acuerdo o lograr el consentimiento acerca de las medidas propuestas.
Por lo antes expuesto, el PROYECTO DE NORMA OFICIAL MEXICANA PROY-NOM-199-SCFI-2015, BEBIDAS ALCOHÓLICASDENOMINACIÓN ESPECIFICACIONES FISICOQUÍMICAS, INFORMACIÓN COMERCIAL Y MÉTODOS DE PRUEBA, y su MIR respectiva violan los derechos económicos, sociales y culturales de pueblos y comunidades indígenas productoras y usuarias del pulque y el mezcal, así como el derecho a la consulta y participación, ya que estos últimos derechos no han sido hasta el momento respetados en la elaboración del proyecto de norma.
El PROYECTO DE NORMA OFICIAL MEXICANA PROY-NOM-199-SCFI-2015, BEBIDAS ALCOHÓLICASDENOMINACIÓN ESPECIFICACIONES FISICOQUÍMICAS, INFORMACIÓN COMERCIAL Y MÉTODOS DE PRUEBA, y su MIR viola también el artículo 1° de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, ya que las autoridades no han garantizado, respetado, protegido y garantizado los derechos humanos de los pueblos y comunidades indígenas, antes bien con este proyecto de norma, se limitan o excluyen.
El proyecto de norma es contrario también a lo establecido en el artículo 2° de la Constitución relativo al derecho a la libre determinación de los pueblos y comunidades indígenas. Para el pleno respeto de los
El proyecto de norma es contrario también a lo establecido en el artículo 2° de la Constitución relativo al derecho a la libre determinación de los pueblos y comunidades indígenas. Para el pleno respeto de los derechos de los pueblos y comunidades indígenas productores, comercializadores y usuarios del pulque y mezcal se requiere garantizar el derecho a la consulta y participación indígena a través de sus autoridades o representantes que designen. Desarrollar la legislación en materia de derechos colectivos de propiedad intelectual que permitirá que las comunidades no estén en un estado de indefensión y competencia desleal, la ley puede promover el desarrollo de signos distintivos u otros esquemas que permitan al consumidor tener derecho a la información de productos inocuos, pero también productos sustentables y culturalmente apropiados para garantizar el comercio justo, el respeto a los derechos humanos y desarrollo de comunidades indígenas.
 
Consejo
Mexicano
Vitivinícola, A.C.
 
ge
COMENTARIO
El Consejo Mexicano Vitivinícola, A.C. es la organización colectiva más importante del sector vitivinícola mexicano y entre sus principales actividades, se encuentra la de representar los intereses del sector ante instituciones públicas privadas locales, nacionales e internacionales.
Desde febrero de 2009, después de 3 años de intenso trabajo, se determinó conjuntar los 60 años de experiencia de la Asociación Nacional de Vitivinicultores, A.C. (ANVAC), y los 6 años del Comité Nacional Sistema Producto Uva (CNSPU), para crear el Consejo Mexicano Vitivinícola, A. C. Este Consejo, que se encuentra legalmente constituido y debidamente registrado ante todas las autoridades competentes, (con fecha 26 de junio de 2009), ha conjuntado las dos entidades en una sola, con el fin de unir esfuerzos a favor de la industria vitivinícola mexicana.
Con esta fusión se cumple lo establecido en la Ley de Desarrollo Rural Sustentable, respecto a la representatividad de la cadena productiva. Asimismo, se crea una estructura operativa propia, que abarca las cinco diferentes vocaciones de la uva: brandy, vino, mesa, pasa y jugo; y a las empresas que se dedican a la obtención de sus derivados.
Nuestra organización, representa a un sector que genera anualmente un valor superior a los 23,000 millones de pesos, a través de la venta de más de 9 millones de cajas de vino (importados y nacionales).
PROY-NOM-199-SCFI-2015, Bebidas alcohólicas-Denominación, especificaciones fisicoquímicas, información comercial y métodos de prueba
Como se ha externado en ocasiones anteriores, el Consejo Mexicano Vitivinícola, se encuentra totalmente de acuerdo en la existencia de una regulación técnica que determine en primer término, la denominación correcta de las bebidas alcohólicas, debido que en el sector vitivinícola existen productos que por un lado se ostentan como vinos, sin provenir de mostos de la uva, lo que ocasiona además de una competencia desleal en el mercado, un engaño al consumidor nacional e internacional.
En segundo término, el CMV igualmente se encuentra de acuerdo en que la regulación técnica aborde las especificaciones físico químicas que permitan asegurar razonablemente a los consumidores que el producto, en este caso, vino que adquieran o consuman, no representan un riesgo para la salud, coincida con la calidad anunciada por el productor o comercializador, y se impida la existencia en el mercado de productos que puedan causar un daño al consumidor.
consuman, no representan un riesgo para la salud, coincida con la calidad anunciada por el productor o comercializador, y se impida la existencia en el mercado de productos que puedan causar un daño al consumidor.
En este contexto, el CMV presenta a la consideración del Comité Consultivo Nacional de Normalización de la Secretaría de Economía y de la propia autoridad, las consideraciones y comentarios siguientes:
1.          Objeto de la NOM
De acuerdo al PROY-NOM-199-SCFI-2015, dicha regulación tiene como objeto: "establecer la denominación, las especificaciones fisicoquímicas y la información comercial que deben cumplir todas las bebidas alcohólicas, a efecto de dar información veraz al consumidor, así como los métodos de prueba y de evaluación de la conformidad aplicables a las mismas".
Es decir, se advierte la existencia de tres aspectos simultáneos:
 
Consejo Mexicano Vitivinícola
El CCONNSE analizó el comentario y decidió aceptarlo parcialmente, para quedar como sigue:
Derivado del proceso de consulta pública y del objetivo de la presente NOM, se eliminan las denominaciones siguientes:
Vino de frutas
Vino de otros productos vegetales
Vino con sabor
Se rechaza la denominación vino de elaboración clásica, sin embargo, por sus características queda de la siguiente manera:
Vino de mesa dulce
Es aquel vino elaborado que, previo a su fermentación, permite la corrección de los mostos de uva (Vitis vinífera), fresca con o sin orujo, o de la mezcla de los mostos concentrados de uva y agua. Una vez fermentado puede ser alcoholizado con espíritu neutro, alcohol de calidad o común, aguardiente de uva y adicionado de azúcares para dar al producto su sabor dulce característico. La proporción mínima es de 65% de vino de uva fresca o vino concentrado de jugo de uva o mezcla de ellos. El contenido alcohólico es de 12% a 14% Alc. Vol. y su contenido de azúcares es como mínimo de 50 g/l de azúcares reductores totales, expresados en azúcar invertido (m/v).
Nota 5. La corrección de mostos se efectúa mediante la adición de azúcar dando como resultado final hasta 2% Alc. Vol. comprobable por el método de ensayo de relación isotópica (NMX-V-012-NORMEX-2005, ver 2.13).
Se acepta Vino mexicano, quedando de la siguiente manera:
Vino Mexicano
Es el vino producido con el 100% de uvas (Vitis vinífera) de origen mexicano y que además su contenido total es fermentado y envasado en territorio nacional.
Vino de origen queda de la siguiente manera:
Vino de origen
Es aquel en que se da importancia a la región o localidad en donde fueron producidas por lo menos el 85% de las uvas de las que proviene el vino, debe declararse en la etiqueta, en la siguiente forma:
i.          Vino de___________ envasado de origen
o
ii.          Vino de ______________envasado en _________
Es decir, se advierte la existencia de tres aspectos simultáneos:
·          Establecer con claridad una denominación oficial a las bebidas alcohólicas que se producen, importan o comercializan en nuestro territorio.
·          Establecer las especificaciones fisicoquímicas de las mismas;
·          Establecer la información comercial que deben cumplir las bebidas alcohólicas,
y
·          Sujetar la aplicación de la NOM a métodos de prueba y evaluación de la conformidad de los productos y sus procesos.
2.          Campo de aplicación
La regulación propuesta, tiene como aplica a todas las bebidas alcohólicas producidas, envasadas o importadas que se comercialicen en territorio nacional, cuya denominación debe cumplir con las disposiciones y especificaciones aplicables a cada una de ellas.
3.          Consideraciones particulares
3.1.        Vino de Origen
Del PROY-NOM-199-SCFI-2015, Bebidas alcohólicas-Denominación, especificaciones fisicoquímicas, información comercial y métodos de prueba, se advierte que una de las categorías se especifican es el Vino de Origen previsto en el numeral:
7.I.5.I. Vino de origen
Es aquel en que se da importancia a la región o localidad en donde fueron producidas por lo menos el 85% de las uvas de las que proviene el vino, deberá declararse en la etiqueta, en la siguiente forma:
a)         Vino de    envasado de origen
0
b)         Vino de    envasado en
Sin embargo, en el CMV consideramos que es importante hacer una precisión a esta categoría, pues básicamente la importancia que se otorgue a la región o localidad donde fueron producidas por lo menos el 85% (Ochenta y cinco por ciento) de las uvas de las que proviene el vino, puede aplicar tanto para los vinos producidos en alguna de las regiones vitivinícolas del país, tal y como se refiere en la NMX - V - 012 - NORMEX -2005, Bebidas Alcohólicas Fermentadas - Vino - Especificaciones que establece en su numeral 4.4.2 Vino de Origen, sin embargo, se especifica claramente que se refiere a las zonas vitivinícolas en el país, en sus subsecuentes numerales (que por cierto, no ha sido actualizado en zonas en las que actualmente se produce uva para vino, como el caso de algunas regiones del Estado de Sonora), como para los vinos producidos en otras regiones vitivinícolas de otros países.
En este sentido, el CMV propone señalar con claridad que el Vino de Origen puede referirse indistintamente a regiones o localidades de orden nacional o internacional, para quedar como sigue:
7.1.5.1 Vino de origen
Es aquel en que se da importancia a la región o localidad, nacional o internacional, en donde fueron producidas y fermentadas por lo menos el 85% de las uvas de las que proviene el vino, deberá declararse en la etiqueta de la siguiente forma:
a)         Vino de    envasado de origen; o
a)         Vino de    envasado de origen; o
b)         Vino de    envasado en          .
3.2.        Vino Mexicano
Uno de los aspectos que mayormente preocupa a los productores y comercializadores de vino, es la existencia de productos en el mercado que no solo lesionan los intereses de la industria mexicana, sino que confunden y engañan al consumidor respecto a vinos que si bien, pueden estar formulados con mostos de la uva, no pertenecen a uva o vino producido en el territorio nacional, aunque se ostenten como producidos en determinada región o lugar vitivinícola mexicano.
Para dar un contexto a la importancia de una categorización o denominación específica del Vino de Origen Mexicano es conveniente expresar que:
El consumo de vino en México ha crecido por encima del crecimiento de la población, con un valor aproximado de 23 mil millones de pesos. Sin embargo, la producción nacional de vino únicamente representa el 35% del total consumo en nuestro país, en tanto que los vinos extranjeros, principalmente de España y Chile, atienden un 65% del consumo doméstico.
En la última década, se estima que el volumen de vinos importados se ha duplicado, y el valor de las importaciones se ha casi triplicado. Si comparamos las importaciones de vino en México del año 2014 con las del año 2013, éstas crecieron un 4,44% en valor y un 1,15% en volumen.
De acuerdo a un estudio reciente formulado por la Oficina Económica y Comercial de la Embajada de España en México, refiere aun cuando el vino importado sigue siendo la opción preferida de los consumidores, el peso de la industria vitivinícola mexicana en el mercado ha aumentado del 25% en 2012 al 30% en 2013, y al 35% en 2014.
Por otra parte, el consumo de vino en la población mexicana, es relativamente bajo si consideramos que se ubica en 76 millones de litros anuales, frente a otras bebidas como la cerveza que se estima en 6,876 millones de litros anuales, por lo que válidamente se puede inferir que el consumo per cápita es apenas de 0.75 litros al año; o bien, si este consumo per cápita es notoriamente inferior a otros países productores como España, Francia e Italia, en los que su consumo per cápita oscila en cuando menos de 19 litros anuales.
En este escenario, se estima que el potencial de crecimiento del mercado de consumo de vino en México no solo es prometedor, sino que el consumo de vino "nacional" puede continuar a un ritmo de crecimiento del 5% anual, tan solo para obtener mayores dividendos del mercado doméstico, por no señalar las oportunidades de exportación.
En consecuencia, se estima fundamental y como primer objetivo, que los vinos mexicanos sean reconocidos por su origen no solo regional, sino que basado en una estrategia integral, los consumidores puedan identificar con claridad en el mercado aquellos que son producidos en nuestro país.
Por otra parte, es igualmente importante que ese Comité Consultivo Nacional de Normalización, considere que actualmente existen 53 municipios en 15 Estados de la República en donde se produce uva, siendo los principales: Sonora y Baja California, seguidas,
Por otra parte, es igualmente importante que ese Comité Consultivo Nacional de Normalización, considere que actualmente existen 53 municipios en 15 Estados de la República en donde se produce uva, siendo los principales: Sonora y Baja California, seguidas, principalmente, de Coahuila, Aguascalientes, Zacatecas y Querétaro en lo que si bien, no todos producen uva para vino, la mayoría de estos municipios mantienen acuerdos con las casas productoras de vinos.
Expuesta la importancia de una denominación en el PROY-NOM-199-SCFI-2015, Bebidas alcohólicas-Denominación, especificaciones fisicoquímicas, información comercial y métodos de prueba, es igualmente conveniente exponer la necesidad de contar con una regulación técnica que asegure que las características físico químicas sean no solo aptas para consumo humano, sino que su calidad corresponda a la ofrecida al consumidor.
Se estima que otro elemento que debe ser resuelto a través de esta regulación técnica, con base en lo señalado en la fracción XII del artículo 40 de la Ley Federal sobre Metrología y Normalización que establece:
ARTÍCULO 40.- Las normas oficiales mexicanas tendrán como finalidad establecer:
XI. ...
XII. La determinación de la información comercial, sanitaria, ecológica, de calidad, seguridad e higiene y requisitos que deben cumplir las etiquetas, envases, embalaje y la publicidad de los productos y servicios para dar información al consumidor o usuario.
Luego entonces, lo que se estima debe acontecer es que si un producto es ofertado como vino "de México" o "Mexicano" es fundamental que éste considere únicamente el caso de uva o vino de origen mexicano; esto es, que sea producido en territorio mexicano, tal y como acontece en diversas partes del mundo con respecto a los vinos de determinados países, con independencia de la región vitivinícola de que se trate.
Un elemento que resulta inquietante, es el hecho del crecimiento en las importaciones de vino a granel, como se muestra en la siguiente tabla:
Es por ello, que con independencia a que algunas de estas variaciones pueden ser explicadas desde una perspectiva de la oferta de uva nacional, se considera que es de la mayor relevancia asegurar al consumidor que el producto que adquiere como de un país, éste pueda ser verificado - conforme al Proceso de Evaluación de la Conformidad - que fue elaborado en un
Es por ello, que con independencia a que algunas de estas variaciones pueden ser explicadas desde una perspectiva de la oferta de uva nacional, se considera que es de la mayor relevancia asegurar al consumidor que el producto que adquiere como de un país, éste pueda ser verificado - conforme al Proceso de Evaluación de la Conformidad - que fue elaborado en un 100% (Cien por ciento con uva o vinos de origen mexicano).
No escapa a la atención del CMV el contenido del numeral 7.1.5.2 del PROY- NOM-199-SCFI-2015 que considera una denominación de "vino de origen" y que fuera abordado en el punto inmediato anterior, lo cierto es que dicha categoría atiende específicamente a la importancia de la zona vitivinícola como información al consumidor; sin embargo, es importante precisar, por un lado, que la redacción resulta poco clara si se considera que el texto indica:
7.1.5.2 Vino de origen
Es aquel en que se da importancia a la región o localidad en donde fueron producidas por lo menos el 85% de las uvas de las que proviene el vino, deberá declararse en la etiqueta, en la siguiente forma:
a)         Vino de    envasado de origen
b)         Vino de    envasado en
Es decir, dicha redacción bien puede aplicarse a cualquier región vitivinícola de cualquier país o región vitivinícola y que evidentemente resulta insuficiente para los propósitos indicados anteriormente, aunado a que tampoco existe un proceso que verdaderamente garantice que el origen de producto corresponda a la información contenida en la etiqueta, salvo en los casos que se cuenta con una denominación de origen.
Por otra parte, tampoco es ajeno al CMV que para lograr asegurar al consumidor que el contenido del producto, provenga específicamente de alguna de las regiones productoras de uva del país, deberá asegurarse un esquema que permita identificar la trazabilidad o los contratos de agricultura por contrato entre los productores de uva de industriales, para lo cual se aprovecharía que el siguiente año (2017), corresponde a la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación, en coordinación con el Instituto Nacional de Geografía y Estadística realizar el Censo Agropecuario y Pesquero del país, en tanto que continúan los esfuerzos del Servicio Nacional de Sanidad, Inocuidad y Calidad Alimentaria (SENASICA) por asegurar la aplicación de Buenas Prácticas Agrícolas para asegurar la inocuidad y sanidad de los productos y que comprende entre otros, aplicar la trazabilidad de los productos agroalimentarios.
Finalmente, es conveniente precisar antes esa autoridad que si bien, ante la participación del CMV en los trabajos de consulta pública en el Comité Técnico Nacional de Normalización para Bebidas Alcohólicas - Comité NABAL-02 y en el cual se pronunció por mantener el requerimiento mínimo del 85%, el resultado al día de hoy de consulta en nuestro sector, por mayoría, ha señalado la necesidad de preverse una categoría específica para VINO MEXICANOS y se ha pronunciado a elevar el requerimiento al 100%, en virtud de que aun cuando se especifica que la fermentación y envasado sea en territorio nacional, de esta manera se garantizará una mejor información hacia el consumidor en el etiquetado del producto.
Finalmente, es conveniente precisar antes esa autoridad que si bien, ante la participación del CMV en los trabajos de consulta pública en el Comité Técnico Nacional de Normalización para Bebidas Alcohólicas - Comité NABAL-02 y en el cual se pronunció por mantener el requerimiento mínimo del 85%, el resultado al día de hoy de consulta en nuestro sector, por mayoría, ha señalado la necesidad de preverse una categoría específica para VINO MEXICANOS y se ha pronunciado a elevar el requerimiento al 100%, en virtud de que aun cuando se especifica que la fermentación y envasado sea en territorio nacional, de esta manera se garantizará una mejor información hacia el consumidor en el etiquetado del producto.
Por lo anteriormente expuesto y fundado, se considera necesario que el PROY- NOM-199-SCFI-2015, Bebidas alcohólicas-Denominación, especificaciones fisicoquímicas, información comercial y métodos de prueba, incorpore una denominación específica conforme a lo siguiente:
7.1.5.3 Vino Mexicano
Es aquel producido por lo menos con el 100% de uvas de origen mexicano de las que proviene el vino y que además el contenido total sea fermentado y envasado en cualquiera de sus presentaciones en territorio nacional.
3.3.        Vino de Elaboración Clásica
Una vez que se analizó el contenido de las denominaciones del PROY-NOM-199- SCFI-2015, Bebidas alcohólicas-Denominación, especificaciones fisicoquímicas, información comercial y métodos de prueba, se advierte que no están considerados aquellos vinos a los que la bibliografía refiere como "Vinos de elaboración Clásica".
Los "Vinos de Elaboración Clásica" son definidos como aquellos que en su proceso se utiliza antiguas técnicas de vinificación, esto es, en su ingeniería de procesos no se emplea, por ejemplo: aplicación térmica, maceración previa, difusión, refrigeración, siembra de levaduras, inyección de aire, empleo de gas carbónico, fermentaciones frías por generaciones sucesivas, fermentaciones dirigidas, etc.
Esto acontece debido a que el consumidor objetivo de este tipo de vinos son producidos a partir principalmente de tres métodos de la llamada "vinificación clásica" que se describen el autor José Noguera Pujol en su libro "ENOTECNIA INDUSTRIAL" de la forma siguiente:
a)         Fermentación sin hollejo. - La uva estrujada es escurrida y prensada. Solamente el mosto va a los cocederos.
b)         Fermentación con hollejo. - La uva estrujada pasa directamente a los cocederos y una vez finalizada la fermentación se procede al descubre, prensando finalmente la restante pasta, escurrida depositada en el fondo de los tinos.
c)          Fermentación con doble pasta. - Similar al sistema anterior, habiendo en este caso un mayor porcentaje de pasta escurrida para su prensado.
Adicionalmente, los vinos producidos mediante la "vinificación clásica" contienen entre 9% y 14% de Alca. Vol. dependiendo del gusto del consumidor de determinados productos. En tanto que el PROY de la NOM prevé un rango mayor a la baja y alza para los
Adicionalmente, los vinos producidos mediante la "vinificación clásica" contienen entre 9% y 14% de Alca. Vol. dependiendo del gusto del consumidor de determinados productos. En tanto que el PROY de la NOM prevé un rango mayor a la baja y alza para los vinos de mesa lo que implicaría la posibilidad de incrementar o disminuir el contenido de alcohol más allá de los límites que las técnicas tradicionales recomiendan.
Otro aspecto que resulta particular en la producción de los "Vinos de Elaboración Clásica", es que solo se emplea como método de corrección de mostos y vino: La adición de azúcar, la desacificación y la adición de alcohol. En tanto que el PROY- NOM-199-SCFI-2015, solo indica la adición de azúcares o alcoholes a los vinos generosos.
Una diferencia que se agrega a la presente consideración, es el hecho de que el "Vino de elaboración Clásica" utiliza selectivamente alcohol de calidad o jarabe de azúcares añadido.
Finalmente, el "Vino de Elaboración Clásica" tampoco puede concebirse con una Vino Generoso que es definido como:
7.1.5.16 Vino generoso
Es aquel vino elaborado con no menos de 65 por ciento de vino de uva fresca, vino de uva pasa o vino concentrado de jugo de uva o mezcla de ellos en generosos dulces (excepto Tipo Jerez), y no menos de 90 por ciento de vino de uva fresca, vino de uva pasa o vino concentrado de jugo de uva o mezcla de ellos, vino de uva pasa en generosos secos y que además del alcohol procedente de la fermentación, se adiciona de alcohol de calidad o común, espíritu neutro o de aguardiente de uva y azúcares, su contenido alcohólico es de 15 a 20 % Ale. Vol. (excepto mistela).
El porcentaje de alcohol vínico podrá ser verificado por el método de determinación del origen de carbono mediante la relación isotópica del carbono 13 (513 CVPDB)
En tanto que tampoco se cumple con la categoría de vinos "Generoso" por su contenido de alcohol (15-20%).
Sobre el proceso de elaboración de los vinos propuesto como Vino de Elaboración Clásica, además hay que agregar las condiciones de las micro y pequeñas empresas que han venido realizando al largo de décadas, mismas que se sitúan principalmente en la región de Cuatro Ciénegas, Coahuila.
En consecuencia, la no incorporación de esta definición en el PROY- NOM-199- SCFI-2015, obligaría a las micro o pequeñas empresas a modificar sus procesos de producción, que implicaría inversiones importantes para la adquisición o arrendamiento de equipo; o bien, el cierre de sus respectivas fuentes de empleo, ante la imposibilidad de ser sujetos de crédito.
A lo anterior, hay que agregar que igualmente se perdería un "nicho" de mercado respecto de los consumidores que gustan de un producto predominantemente dulce y económico.
Por lo anteriormente expuesto y considerando que el PROY- NOM-199-SCFI- 2015, tiene por objeto
Por lo anteriormente expuesto y considerando que el PROY- NOM-199-SCFI- 2015, tiene por objeto establecer con claridad una denominación oficial a las bebidas alcohólicas, en este caso, el vino; así como, establecer las especificaciones fisicoquímicas de las mismas, se solicita incorporar la denominación de "Vino Clásico" de la manera siguiente:
3.4.        Vino de frutas.
7.I.5.4. Vino de Elaboración Clásica
Es aquel vino elaborado con no menos de 65 por ciento de vino de uva fresca, vino de uva pasa o vino concentrado de jugo de uva o mezcla de ellos, edulcorado o no con mosto concentrado de uva o azúcar de caña o con otros azúcares, alcoholizado con espíritu neutro, alcohol de calidad común o aguardiente de uva o azúcares y su contenido alcohólico es de 9% a 14% Ale. Vol.
Su técnica de producción se basa en una natural evolución dentro de cada proceso, con sus prácticas y tratamientos más ordinarias, especialmente para corregir o mejorar los elaborados. Puede ser dulce, semidulce, semiseco o seco.
Del contenido de las denominaciones del PROY-NOM-199-SCFI-2015, Bebidas alcohólicas-Denominación, especificaciones fisicoquímicas, información comercial y métodos de prueba, se advierte la previsión de clasificar bebidas
alcohólicas fermentadas de frutas, bajo la denominación de "Vinos de Frutas" en los términos siguientes:
7.1.5.12 Vino de frutas
Es aquel obtenido por la fermentación alcohólica de no menos 50 % del jugo o mosto de cualquier fruta fresca o seca distinta de la uva, mezclados o no con otros
vinos. Los vinos de fruta se denominarán "vino de       " de acuerdo al nombre
de la fruta o frutas que lo originan o un nombre sancionado por la costumbre, por ejemplo: Moscos, su contenido alcohólico será de 6 a 12 % Ale. Vol. Puede ser vino seco, vino semi-seco o vino semidulce y vino dulce.
Sin embargo, dicha definición es contraria en primer término, a la propia definición propuesta en el PROYECTO de Norma Oficial Mexicana para el Vino, que señala claramente que:
7.1.5 Vino
Bebida alcohólica que se obtiene de la fermentación alcohólica únicamente de los mostos de uva fresca (Vitis vinífera) con o sin orujo, o de la mezcla de mostos concentrados de uva (Vitis vinífera) y agua, su contenido alcohólico es de 8 a 16% Alc. Vol.
Es decir, por un lado, se denomina al Vino de manera genérica, como la bebida alcohólica fermentada únicamente de mostos de uva fresca, y al momento de denominar los diferentes tipos, se incorpora una categoría cuya definición es abiertamente contraria al establecer una condición contraria.
Aunado a lo anterior, debe agregarse que la propuesta de Vinos de Frutas, es igualmente contraria a lo señalado en las tablas 4 y 5 sobre la clasificación del Vino que señalan:
Pues las bebidas alcohólicas fermentadas de frutas, difícilmente cumplirán con el contenido de azúcares permitidos en la tabla 4, o con las especificaciones previstas en la tabla 5, ni con el rango establecido para su contenido alcohólico que es de 8% a 16%.
Aunado a estas contradicciones en el PROY-NOM-199-SCFI-2015, Bebidas alcohólicas-Denominación, especificaciones fisicoquímicas, información comercial y métodos de prueba, es necesario indicar que otro aspecto que resulta inaplicable, es el relacionado a la aplicación de diversas NMX en los métodos de prueba, pues ninguna de ellas reconoce expresamente esta categorización, como en el caso, acontece de la NMX - V - 012-NORMEX-2005 que se le incluye en el numeral 8 del Proyecto en comento (Métodos de Ensayo - Prueba), pero que pudieran no resultar aplicables a sus procesos de elaboración.
Si, consideramos que para identificar las especificaciones fisicoquímicas es necesario acudir, por ejemplo: en el caso del Vino, al contenido de alcohol (% Ale. Vol.) en la que el rango permitido del Vino es una mínima de 8 % a un máximo de 16 % de Alcohol Volumen, a excepción del Vino con denominación de origen que llega hasta el 18 % Ale. Vol o el Vino de cosecha tardía; el "Vino de Frutas", presenta un rango mínimo permitido de 6% de Ale. Vol. y un máximo de 12% Ale. Vol. y con ello la inaplicación del método de prueba previsto en la NMX- V- 013 - NORMEX - 2013, Determinación del Contenido Alcohólico (Por ciento de Alcohol en Volumen a 20° C (%Alc. Vol. - Métodos de Ensayo (Prueba) ya que los volúmenes de muestra y agua recomendados para la destilación de las muestras (Tabla 1), no están previstas este tipo de bebidas alcohólicas fermentadas, en tanto que las categorías de Vinos no corresponden por contener grados diferentes de alcohol.
Si, consideramos que para identificar las especificaciones fisicoquímicas es necesario acudir, por ejemplo: en el caso del Vino, al contenido de alcohol (% Ale. Vol.) en la que el rango permitido del Vino es una mínima de 8 % a un máximo de 16 % de Alcohol Volumen, a excepción del Vino con denominación de origen que llega hasta el 18 % Ale. Vol o el Vino de cosecha tardía; el "Vino de Frutas", presenta un rango mínimo permitido de 6% de Ale. Vol. y un máximo de 12% Ale. Vol. y con ello la inaplicación del método de prueba previsto en la NMX- V- 013 - NORMEX - 2013, Determinación del Contenido Alcohólico (Por ciento de Alcohol en Volumen a 20° C (%Alc. Vol. - Métodos de Ensayo (Prueba) ya que los volúmenes de muestra y agua recomendados para la destilación de las muestras (Tabla 1), no están previstas este tipo de bebidas alcohólicas fermentadas, en tanto que las categorías de Vinos no corresponden por contener grados diferentes de alcohol.
Otra más de las características en las que los "Vinos de Frutas" no cumplen con las especificaciones fisicoquímicas es aquella referida al contenido de azúcares que se prevén en la tabla número 5 y cuyo método de prueba es el contenido en la NMX-V - 006-NORMEX-2013, Bebidas Alcohólicas - Determinación de Azúcares, Azúcares Reductores Directos y Totales - Métodos de Ensayo (Pruebas), ya que el contenido de azúcares se encuentra por encima de los previsto en la Tabla A. 1.4 cantidad de muestras recomendadas para determinar Azúcares Reductores Directos y/o Totales, en la que el rango del contenido en g/L se establece en la mínima a cero y en la máxima treinta; en consecuencia, no se identifica la referencia aplicable en esta norma mexicana a estas bebidas alcohólicas fermentadas.
Por otra parte y con independencia de los argumentos entorno a la definición y las especificaciones técnicas, la definición de Vino de frutas es igualmente contraria a las definiciones intencionalmente aceptadas, como las establecidas en la Organización Internacional de la Viña y el Vino (OIV, por sus siglas en idioma inglés), a través del Código Internacional de Prácticas Enológicas; así como las del Grupo Internacional de Comercio de Vino (WWTG por su siglas en idioma inglés), y el Reglamento (CE) No. 479/2008 DEL CONSEJO de 29 de abril de 2008 de la Unión Europea, que establecen que vino será el producto obtenido de la fermentación total o parcial de uva o mostos de uva de la variedad vitis vinífera.
En este sentido, el Código Internacional de Prácticas Enológicas de la Organización Internacional de la Viña y el Vino establece:
El vino es exclusivamente la bebida que resulta de la fermentación alcohólica completa o parcial de la uva fresca, estrujada o no, o del mosto de uva. Su grado alcohólico adquirido no puede ser inferior a 8,5 p. 100 vol.
Sin embargo, teniendo en cuenta las condiciones climáticas, de terruño o de variedad, de factores cualitativos especiales o de tradiciones propias de ciertos viñedos, el grado alcohólico total mínimo podrá establecerse en 7 p. 100 vol. por medio de una legislación particular de la región considerada"
Por su parte, el Convenio sobre la aceptación mutua de prácticas Enológicas del Grupo Internacional de Comercio de Vino, suscrito en diversas fechas en el año 2001, establece en su artículo 4, Definiciones, como vino, el concepto siguiente:
"a) "Vino" es una bebida producida por la fermentación
"a) "Vino" es una bebida producida por la fermentación alcohólica completa o parcial exclusivamente de uvas frescas, mosto o productos derivados de uvas frescas, conforme a las prácticas enológicas cuyo uso está autorizado en virtud de los mecanismos reglamentarios de la Parte exportadora, y cuyo contenido de alcohol no sea menor al 7% y no sea mayor al 24% por unidad volumétrica."
En este caso, solo hay que hacer notar que aun cuando México no es parte, la integración de este Grupo es conformada por socios comerciales y países de los que son importados a territorio vinos, tal es el caso de: Argentina, Australia, Canadá, Chile, Nueva Zelanda, Sudáfrica y Estados Unidos.
Asimismo, hay que subrayar que, respecto a esta definición, se considera que el mínimo indispensable para considerar al vino como tal, está también referido al contenido de alcohol que - como se dijo - las bebidas alcohólicas fermentadas de frutas no cumplen.
En otro orden, la definición propuesta en el PROY-NOM-199-SCFI-2015, es también contraria a las disposiciones vinculativas europeas, en particular al Reglamento (CE) No 479/2008 DEL CONSEJO de 29 de abril de 2008 por el que se establece la organización común del mercado vitivinícola que define este producto como:
"Es el producto obtenido exclusivamente por fermentación alcohólica, total o parcial, de uva fresca, estrujada o no, o de mosto de uva"
Aunado a lo anterior, el mismo cuerpo normativo de la Unión Europea establece un grado de alcohol adquirido al 8.5%, situación que tampoco es cumplida por este tipo de bebidas alcohólicas fermentadas por su rango inferior se sitúa en 6% de Ale. Vol.
Finalmente, México, como firmante del Acuerdo Transpacífico de Cooperación Económica (TPP) reconoce la definición de vino como el producto realizado únicamente a partir de la fermentación de uvas y mostos obtenidos de la variedad vitis vinífera. Esta definición está plasmada en el anexo 8 A de vinos y licores destilados del capítulo 8 de Obstáculos Técnicos al Comercio, en los términos siguientes del referido acuerdo:
"vino significa una bebida que es producida por la fermentación alcohólica completa o parcial exclusivamente de uvas frescas, mosto de uva, o productos derivados de uvas frescas, en concordancia con las prácticas enológicas que el país en el que se produce el vino autoriza de conformidad con sus leyes y reglamentos nacionales"
En consecuencia, al no cumplir las bebidas referidas como "Vino" con la definición prevista en el PROY-NOM-199-SCFI-2015, Bebidas alcohólicas- Denominación, especificaciones fisicoquímicas, información comercial y métodos de prueba; no contener características fisicoquímicas verificables a través de los métodos de prueba señalados; ser contrario a las definiciones o conceptos acordados en organismos multilaterales, internacionales, y ser contrario a instrumentos suscritos por el Estado Mexicano, como acontece con el TPP, solicitamos respetuosamente la re-clasificación de "Vinos de Frutas" para quedar como sigue:
7.1. Bebidas Alcohólicas Fermentadas
7.1.1 Bebidas Alcohólicas Fermentadas de Frutas.
Es aquel obtenido por la fermentación alcohólica de no
Es aquel obtenido por la fermentación alcohólica de no menos 50 % del jugo o mosto de cualquier fruta fresca o seca distinta de la uva, mezclados o no con otros vinos. Las bebidas alcohólicas fermentadas de fruta se denominarán "Bebida Alcohólica Fermentada de______ acuerdo al
nombre de la fruta o frutas que lo originan o un nombre sancionado por la costumbre, por ejemplo: Moscos, su contenido alcohólico será de 6 a 12 % Alm. Vol.
3.5.        Vino de otros productos vegetales.
Del contenido de las denominaciones del PROY-NOM-199-SCFI-2015, Bebidas alcohólicas-Denominación, especificaciones fisicoquímicas, información comercial y métodos de prueba, se advierte la previsión de clasificar bebidas alcohólicas fermentadas de frutas, bajo la denominación de "Vinos de otros productos vegetales" en los términos siguientes:
7.1.5.13 Vino de otros productos vegetales
Es la bebida alcohólica obtenida de la fermentación de productos vegetales, tales como; y otros. Los vinos de productos vegetales se denominarán "vino de seguido del producto vegetal que le dio origen o un nombre sancionado por la costumbre, por ejemplo: Sake; son susceptibles de ser alcoholizados con bebidas alcohólicas destiladas del mismo origen; pueden ser vino seco, vino semiseco o semidulce y vino dulce, su contenido alcohólico es de 8 a 20 % Ale. Vol.
Sin embargo, dicha definición es contraria en primer término, a la propia definición propuesta en el PROYECTO de Norma Oficial Mexicana para el Vino, que señala claramente que:
7.1.5 Vino
Bebida alcohólica que se obtiene de la fermentación alcohólica únicamente de los mostos de uva fresca (Vitis vinífera) con o sin orujo, o de la mezcla de mostos concentrados de uva (Vitis vinífera) y agua, su contenido alcohólico es de 8 a 16% Ale. Vol.
Es decir, por un lado, se denomina al Vino de manera genérica, como la bebida alcohólica fermentada únicamente de mostos de uva fresca, y al momento de denominar los diferentes tipos, se incorpora una categoría cuya definición es abiertamente contraria al establecer una condición contraria.
Aunado a lo anterior, debe agregarse que la propuesta de Vinos de otros productos vegetales, es igualmente contraria a lo señalado en las tablas 4 y 5 sobre la clasificación del Vino que señalan:
Pues las bebidas alcohólicas fermentadas de otros productos vegetales, tales como: cereales, raíces, tallos, difícilmente cumplirán con el contenido de azúcares permitidos en la tabla 4, o con las especificaciones previstas en la tabla 5, ni con el rango establecido para su contenido alcohólico que es de 8% a 16%.
Aunado a estas contradicciones en el PROY-NOM-199-SCFI-2015, Bebidas alcohólicas-Denominación, especificaciones fisicoquímicas, información comercial y métodos de prueba, es necesario indicar que otro aspecto que resulta inaplicable, es el relacionado a la aplicación de diversas NMX en los métodos de prueba, pues ninguna de ellas reconoce expresamente esta categorización, como en el caso, acontece de la NMX - V - 012-NORMEX-2005 que se le incluye en el numeral 8 del Proyecto en comento (Métodos de Ensayo - Prueba), pero que pudieran no resultar aplicables a sus procesos de elaboración.
Si, consideramos que para identificar las especificaciones fisicoquímicas es necesario acudir, por ejemplo: en el caso del Vino, al contenido de alcohol (% Ale. Vol.) en la que el rango permitido del Vino es una mínima de 8 % a un máximo de 16 % de Alcohol Volumen, a excepción del Vino con denominación de origen que llega hasta el 18 % Ale. Vol o el Vino de cosecha tardía; el "Vino de otros productos vegetales", presenta un rango mínimo permitido de 8% de Ale. Vol. y un máximo de 20% Ale. Vol. y con ello la inaplicación del método de prueba previsto en la NMX - V - 013 - NORMEX - 2013, Determinación del Contenido Alcohólico (Por ciento de Alcohol en Volumen a 20° C (% Ale. Vol. - Métodos de Ensayo (Prueba) ya que los volúmenes de muestra y agua recomendados para la destilación de las muestras (Tabla 1), no están previstas este tipo de bebidas alcohólicas fermentadas, en tanto que las categorías de Vinos no corresponden por contener grados diferentes de alcohol.
Otra más de las características en las que los "Vinos de otros productos vegetales" no cumplen con las especificaciones fisicoquímicas es aquella referida al contenido de azúcares que se prevén en la tabla número 5 y cuyo método de prueba es el contenido en la NMX-V - 006-NORMEX-2013, Bebidas Alcohólicas Determinación de Azúcares, Azúcares Reductores Directos y Totales - Métodos de Ensayo (Pruebas), ya que el contenido de azúcares se encuentra por encima de los previsto en la Tabla A. 1.4 cantidad de muestras recomendadas para determinar Azúcares Reductores Directos y/o Totales, en la que el rango del contenido en g/L se establece en la mínima a cero y en la máxima treinta; en consecuencia, no se identifica la referencia
Otra más de las características en las que los "Vinos de otros productos vegetales" no cumplen con las especificaciones fisicoquímicas es aquella referida al contenido de azúcares que se prevén en la tabla número 5 y cuyo método de prueba es el contenido en la NMX-V - 006-NORMEX-2013, Bebidas Alcohólicas Determinación de Azúcares, Azúcares Reductores Directos y Totales - Métodos de Ensayo (Pruebas), ya que el contenido de azúcares se encuentra por encima de los previsto en la Tabla A. 1.4 cantidad de muestras recomendadas para determinar Azúcares Reductores Directos y/o Totales, en la que el rango del contenido en g/L se establece en la mínima a cero y en la máxima treinta; en consecuencia, no se identifica la referencia aplicable en esta norma mexicana a estas bebidas alcohólicas fermentadas.
Por otra parte y con independencia de los argumentos entorno a la definición y las especificaciones técnicas, la definición de Vino de otros productos vegetales es igualmente contraria a las definiciones internacionalmente aceptadas, como las establecidas en la Organización Internacional de la Viña y el Vino (OIV, por sus siglas en idioma inglés), a través del Código Internacional de Prácticas Enológicas; así como las del Grupo Internacional de Comercio de Vino (WWTG por su siglas en idioma inglés), y el Reglamento (CE) No. 479/2008 DEL CONSEJO de 29 de abril de 2008 de la Unión Europea, que establecen que vino será el producto obtenido de la fermentación total o parcial de uva o mostos de uva de la variedad vitis vinífera.
En este sentido, el Código Internacional de Prácticas Enológicas de la Organización Internacional de la Viña y el Vino establece:
"El vino es exclusivamente la bebida que resulta de la fermentación alcohólica completa o parcial de la uva fresca, estrujada o no, o del
mosto de uva. Su grado alcohólico adquirido no puede ser inferior a 8,5 p.
100 vol.
Sin embargo, teniendo en cuenta las condiciones climáticas, de terruño o de variedad, de factores cualitativos especiales o de tradiciones propias de ciertos viñedos, el grado alcohólico total mínimo podrá establecerse en 7 p. 100 vol. por medio de una legislación particular de la región considerada"
Por su parte, el Convenio sobre la aceptación mutua de prácticas Enológicas del Grupo Internacional de Comercio de Vino, suscrito en diversas fechas en el año 2001, establece en su artículo 4, Definiciones, como vino, el concepto siguiente:
a) "Vino" es una bebida producida por la fermentación alcohólica completa o parcial exclusivamente de uvas frescas, mosto o productos derivados de uvas frescas, conforme a las prácticas enológicas cuyo uso está autorizado en virtud de los mecanismos reglamentarios de la Parte exportadora, y cuyo contenido de alcohol no sea menor al 7% y no sea mayor al 24% por unidad volumétrica."
En este caso, solo hay que hacer notar que aun cuándo México no es parte, la integración de este Grupo es conformada por socios comerciales y países de los que son importados a territorio vinos, tal es el caso de: Argentina, Australia, Canadá, Chile, Nueva Zelanda, Sudáfrica y Estados Unidos.
Asimismo, hay que subrayar que, respecto a esta
Asimismo, hay que subrayar que, respecto a esta definición, considera que el mínimo indispensable para considerar al vino como tal, está también referido al contenido de alcohol que como se dijo las bebidas alcohólicas fermentadas de frutas no cumplen.
En otro orden, la definición propuesta en el PROY-NOM-199-SCFI-2015, es también contraria a las disposiciones vinculativas europeas, en particular al Reglamento (CE) No 479/2008 DEL CONSEJO de 29 de abril de 2008 por el que se establece la organización común del mercado vitivinícola que define este producto como:
Es el producto obtenido exclusivamente por fermentación alcohólica, total o parcial, de uva fresca, estrujada o no, o de mosto de uva.
Finalmente, México, como firmante del Acuerdo Transpacífico de Cooperación Económica (TPP) reconoce la definición de vino como el producto realizado únicamente a partir de la fermentación de uvas y mostos obtenidos de la variedad vitis vinífera. Esta definición está plasmada en el anexo 8 A de vinos y licores destilados del capítulo 8 de Obstáculos Técnicos al Comercio, en los términos siguientes del referido acuerdo:
"vino significa una bebida que es producida por la fermentación alcohólica completa o parcial exclusivamente de uvas frescas, mosto de uva, o productos derivados de uvas frescas, en concordancia con las prácticas enológicas que el país en el que se produce el vino autoriza de conformidad con sus leyes y reglamentos nacionales"
En consecuencia, al no cumplir las bebidas referidas como "Vino" con la definición prevista en el PROY-NOM-199-SCFI-2015, Bebidas alcohólicas- Denominación, especificaciones fisicoquímicas, información comercial y métodos de prueba; no contener características fisicoquímicas verificables a través de los métodos de prueba señalados; ser contrario a las definiciones o conceptos acordados en organismos multilaterales, internacionales, y ser contrario a instrumentos suscritos por el Estado Mexicano, como acontece con el TPP, solicitamos respetuosamente la re-clasificación de "Vinos de otros productos vegetales" para quedar como sigue:
3.6.        Vino con sabor
7.1. Bebidas Alcohólicas Fermentadas
7.1.1 Bebidas Alcohólicas Fermentadas de Frutas.
Es aquel obtenido por la fermentación alcohólica de no menos 50 % del jugo o mosto de cualquier fruta fresca o seca distinta de la uva, mezclados o no con otros vinos. Las bebidas alcohólicas fermentadas de fruta se denominarán "Bebida Alcohólica Fermentada de" de acuerdo al nombre de la fruta o frutas que lo originan o un nombre sancionado por la costumbre, por ejemplo: Moscos, su contenido alcohólico será de 6 a 12 % Alc. Vol.
Del PROY-NOM-199-SCFI-2015, Bebidas alcohólicas-Denominación, especificaciones fisicoquímicas, información comercial y métodos de prueba, se establece la intención de clasificar bebidas alcohólicas fermentadas con "sabor" y/o "aromatizadas", bajo la denominación de "Vinos con sabor" en los términos
Del PROY-NOM-199-SCFI-2015, Bebidas alcohólicas-Denominación, especificaciones fisicoquímicas, información comercial y métodos de prueba, se establece la intención de clasificar bebidas alcohólicas fermentadas con "sabor" y/o "aromatizadas", bajo la denominación de "Vinos con sabor" en los términos siguientes:
7.1.5.14 Vino con sabor
Es el vino base saborizado y/o aromatizado con aditivos permitidos por el Acuerdo correspondiente de la Secretaría de Salud (Véase 3.34 Referencias).
Desde la perspectiva del Consejo Mexicano Vitivinícola, consideramos que no existe una justificación para esta clasificación, pues se trata de productos que en todo caso y, en primer término, deberán cumplir con las especificaciones fisicoquímicas de los Vinos en cualquiera de las categorías ya contenidas en el proyecto de la Norma Oficial Mexicana que nos ocupa.
Aunado a lo anterior, igualmente se infiere que se trata de un vino producido de la fermentación alcohólica únicamente de los mostos de uva fresca (Vitis vinífera) con o sin orujo, o de la mezcla de mostos concentrados de uva (Vitis vinífera) y agua, pero al que se agrega algún saborizante o aroma en la que solo existe una condición sensorial o de percepción para identificarla y sin que tal condición pueda otorgar certidumbre a partir de la redacción actual.
Es por ello que, ante la falta de justificación, y ambigüedad de la propuesta en el proyecto, para este tipo de bebidas alcohólicas fermentadas, respetuosamente solicitamos su eliminación total de las categorías de Vinos.
En consecuencia y con fundamento en lo dispuesto en la I del artículo 47 de la Ley Federal sobre Metrología y Normalización, me permito presentar a la amable consideración del Comité Consultivo Nacional de Normalización de la Secretaría de Economía, a través de su conducto como Presidente del referido Comité y Director General de Normas las consideraciones, observaciones y propuestas anteriormente indicadas, con el fin de que el órgano colegiado que dignamente Usted preside se sirva estudiarlos conforme a lo establecido en la fracción II de artículo 47 del mismo ordenamiento legal señalado y en su caso, proceda a modificar el proyecto de la norma que nos ocupa.
 
El Colegio de
Michoacán
N/A
ge
COMENTARIO
Señor director, lo que se pretende aprobar como Norma tiene un carácter excluyente para ciertos sectores del ramo de la producción de bebidas alcohólicas elaboradas con agave, pero además en lugar de esclarecer y definir con claridad de qué materias primas se elaboran las diferentes bebidas alcohólicas, enturbia el ambiente al favorecer sólo a algunos grupos del mencionado ramo, específicamente al conformado por los productores de tequila, mezcal y bacanora, cuyas bebidas están protegidas con Denominación de Origen, y quienes sí pueden hacer uso de los vocablos "agave" y "mezcal".
Para fines de exposición del argumento con respecto a la exclusión social, económica y legal, distinguiremos dos grupos de excluidos. El primero de ellos es el de los pequeños productores de mezcal, agave o maguey y el segundo es el de pequeños y medianos productores de destilados de agave.
I. De los pequeños productores de agave, mezcal o maguey, pero NO de komil
Según la región del país, la historia cultural, los usos y costumbres, así como la manera en la que los productores, maestros mezcaleros, vinateros, palenqueros, aguardenteros, taberneros, vinomezcaleros se articulan en los mercados,1 se adopta un vocablo u otro como representativo de su quehacer, así como de su relación con una o varias plantas. Generalmente esta relación es más amplia y no se agota en su entendimiento como materia prima. Las plantas de mezcal, de maguey o de agave, sus ciclos de vida y estados de salud, están conectados íntimamente con los ritmos de vida, los trabajos, las percepciones y sentimientos de quienes hacen su vida junto con ellas. Por ello, les duele que se piense que el conflicto es por un nombre, cuando es por un modo de vida.
Las referencias prehispánicas y coloniales con que contamos muestran que lo que conocemos como agave, ha formado parte de las prácticas culturales cotidianas de los grupos humanos establecidos en el continente americano desde hace miles de años, según lo han demostrado Howard Scott Gentry en su libro Agaves of continental North America,2 por sólo citar a uno de los estudiosos.
Además de los códices de factura indígena, contamos con las descripciones, relatos de viajeros y otra suerte de narrativas, por ejemplo de Gonzalo Fernández de Oviedo, colonizador español (1478-1557), del franciscano fray Bernardino de Sahagún (1499-1590), del clérigo Domingo Lázaro de Arregui quien falleciera en las cercanías de Tepic en 1636; o del jesuita Andrés Pérez de Ribas (1576-1655), entre varios más, quienes dejaron testimonio de algunos de los variados usos que tenían los mezcales entre los pueblos originarios de lo que hoy conocemos como República Mexicana: Se utilizaban como tecnologías agrícolas (metlepantles, para retención de suelos), delimitaciones espaciales, alimento y bebida, remedio o material de construcción, véase por ejemplo los trabajos de Colunga y Zizumbo.3 Con respecto a la distribución geográfica de estas plantas, hay que considerar el mapa elaborado por la Comisión Nacional para el Conocimiento y Uso de la
 
El Colegio de Michoacán
El CCONNSE analizó el comentario y derivado del proceso de consulta pública y del análisis de cada uno de los comentarios plasmados en la presente "Respuesta a comentarios" vertidos al tema Komil, se determinó eliminar de la presente NOM la denominación Komil.
Así mismo derivado de dicha eliminación, las bebidas que lleven por proceso la destilación y materia prima algún agave y que se encuentren en cualquier parte del territorio nacional se denominarán "Aguardientes de agave", quedando las especificaciones de la siguiente manera:
"6.2.1      Aguardiente
Bebida alcohólica destilada que se denomina con las palabras "aguardiente de _________", seguida del nombre de la materia prima vegetal que aporte 51% de los azúcares fermentables y 49% de otros azúcares reductores totales expresados en unidades de masa. El aguardiente no permite las mezclas en frío. Su contenido alcohólico es de 35% a 55% Alc. Vol.
Nota 9.- El aguardiente puede elaborarse de manera enunciativa, más no limitativa de agave, caña, frutas, cereales ciruela, manzana, uva, entre otros."
Por último, esta NOM, respeta cada una de las denominaciones de origen en materia de bebidas alcohólicas protegidas por el Estado Mexicano, esta NOM no crea, modifica o extingue especificaciones contenidas en su NOM particular.
Además de los códices de factura indígena, contamos con las descripciones, relatos de viajeros y otra suerte de narrativas, por ejemplo de Gonzalo Fernández de Oviedo, colonizador español (1478-1557), del franciscano fray Bernardino de Sahagún (1499-1590), del clérigo Domingo Lázaro de Arregui quien falleciera en las cercanías de Tepic en 1636; o del jesuita Andrés Pérez de Ribas (1576-1655), entre varios más, quienes dejaron testimonio de algunos de los variados usos que tenían los mezcales entre los pueblos originarios de lo que hoy conocemos como República Mexicana: Se utilizaban como tecnologías agrícolas (metlepantles, para retención de suelos), delimitaciones espaciales, alimento y bebida, remedio o material de construcción, véase por ejemplo los trabajos de Colunga y Zizumbo.3 Con respecto a la distribución geográfica de estas plantas, hay que considerar el mapa elaborado por la Comisión Nacional para el Conocimiento y Uso de la Biodiversidad que se titula: Mezcales y biodiversidad (2006) y también el documento de García y el de Vázquez-García.4
Investigaciones recientes llevadas a cabo por arqueólogos, etnobotánicos, etnohistoriadores, biólogos y antropólogos, dan testimonio que los agaves tenían muchos usos más hasta hace poco escasamente documentados, por ejemplo, el corazón de la piña cocida era utilizado como aglutinante de alimentos y fuente de carbohidratos antes que de azúcares; hay también quienes trabajan en probar la posible destilación prehispánica.
Aunque no hay evidencias contundentes con respecto a todos los usos, lo que sí es indiscutible es que los agaves han sido elementos de la naturaleza de relevancia cultural; pero todavía más, que esa naturaleza ha sido culturizada hace mucho tiempo. En otras palabras, gracias a la domesticación (el uso en múltiples prácticas culturales) llevada a cabo por diferentes grupos humanos (indígenas principalmente) que nos antecedieron, hoy tenemos una importante diversidad de agaves.
Pero no todo es producto del pasado. En las últimas décadas, uno de los usos que ha crecido en zonas indígenas es el de la elaboración de "mezcales tradicionales" para autoconsumo, y en algún porcentaje para los mercados locales y regionales. La elaboración de esas bebidas alcohólicas utilizando como materia prima los agaves de la comarca ha sido una estrategia local que debe contextualizarse en el marco de 1) la apertura comercial de nuestro país en escala global, 2) del retraimiento del Estado en lo que concierne a las políticas de apoyo a los pequeños productores agrícolas, y 3) de una expansión de la agricultura industrial, comercial y tecnologizada, entre otros factores.
No obstante ello, investigaciones como las realizadas hace pocos años en el Estado de Guerrero por la bióloga Catarina Illsley Granich ()5, las cuales le valieron importantes reconocimientos a nivel nacional e internacional6, demostraron que esas comunidades indígenas realizaban un manejo social de los recursos naturales, específicamente del agave, el cual además del fortalecimiento del tejido social, tenía impactos positivos en el ecosistema, resultado de una estrecha relación entre los cultivadores, la planta de agave y su
No obstante ello, investigaciones como las realizadas hace pocos años en el Estado de Guerrero por la bióloga Catarina Illsley Granich ()5, las cuales le valieron importantes reconocimientos a nivel nacional e internacional6, demostraron que esas comunidades indígenas realizaban un manejo social de los recursos naturales, específicamente del agave, el cual además del fortalecimiento del tejido social, tenía impactos positivos en el ecosistema, resultado de una estrecha relación entre los cultivadores, la planta de agave y su entorno: los cultivadores indígenas sabían cómo cuidar, cuándo cosechar, cómo evitar el deterioro del entorno y más bien mejorarlo mediante un control biocultural de las plagas por ejemplo, con mejores resultados dicho sea de paso- que los obtenidos por los tequileros con crecientes cantidades de agroquímicos.
Esa forma de cultivar antes referida, además de la manera como las comunidades se organizaban para efectuar el proceso de destilación del mezcal, fue aprovechada para la diferenciación comercial del producto y resultó ser una interesante puesta en valor, además de una enseñanza de cómo los productos tradicionales, genuinos y con impactos socioambientales positivos pueden participar en una globalización honesta, solidaria, donde el fin no es el mercado por el mercado, sino el camino para conectar a productores con consumidores, sin engaños de por medio.
Lo realizado por Illsley como parte del Grupo de Estudios Ambientales y en contacto constante con la organización campesina Sanzekan tinemi en Guerrero, enseña además que también el nombre de la planta "agave" no tiene por qué ser de uso exclusivo de unos cuantos, por el contrario, el gobierno de la planta, el saber cómo cultivarla y el nombre mismo, son una herencia que se enriquece, debe ser del común, y eso significa que su manejo debe establecerse bajo consensos, acuerdos, reglas claras, y en contundente oposición a los intentos de algunos cuantos por apropiárselos.
Esto es, lo que tenemos como evidencia es que un manejo social, informado y consensado, con asistencia técnica bajo un esquema de diálogo de saberes, sin exclusión, consigue mejores resultados y con menores costos que la fe ciega en la privatización modernizadora y la aplicación sin criterios de tecnologías como la basada en agroquímicos.
Señor director, el caso brevemente referido, en el cual Illsley participó, es uno de los muchos esfuerzos rurales, en pequeña escala, que se han documentado desde Oaxaca hasta prácticamente Sonora o Chihuahua, sobre todo hacia el Pacífico, pero no son los únicos. Entiendo que ante la inexistencia de oportunidades fiscales y normatividades que vayan en el mismo sentido de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos que reconoce que México es una nación multicultural y por lo tanto donde legalmente se reconoce el derecho a la diversidad, seguiremos viendo cómo los pequeños productores son incontables, es decir, invisibles en las cifras y estadísticas oficiales, y en consecuencia sus productos catalogados como clandestinos, "riesgosos" e ilegales, percepción generada de manera errónea, y que por supuesto afecta a los propias comunidades rurales e indígenas quienes encuentran, como en los tiempos en que se desprestigiaba el pulque para abrirle paso al chinguirito o aguardiente de caña,7 que sus bebidas son despreciadas, depreciadas y con menores
Señor director, el caso brevemente referido, en el cual Illsley participó, es uno de los muchos esfuerzos rurales, en pequeña escala, que se han documentado desde Oaxaca hasta prácticamente Sonora o Chihuahua, sobre todo hacia el Pacífico, pero no son los únicos. Entiendo que ante la inexistencia de oportunidades fiscales y normatividades que vayan en el mismo sentido de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos que reconoce que México es una nación multicultural y por lo tanto donde legalmente se reconoce el derecho a la diversidad, seguiremos viendo cómo los pequeños productores son incontables, es decir, invisibles en las cifras y estadísticas oficiales, y en consecuencia sus productos catalogados como clandestinos, "riesgosos" e ilegales, percepción generada de manera errónea, y que por supuesto afecta a los propias comunidades rurales e indígenas quienes encuentran, como en los tiempos en que se desprestigiaba el pulque para abrirle paso al chinguirito o aguardiente de caña,7 que sus bebidas son despreciadas, depreciadas y con menores oportunidades para competir en los mercados. Esto es, por una parte, se les acusa de informales, y por otro se les dificulta el acceso a la formalidad. En esa línea se inserta la pretensión de obligar a cientos de pequeños productores a denominar sus mezcales como komiles.
Es por eso que diferentes personas y asociaciones se han manifestado ante esta misma Comisión que usted encabeza, para alzar la voz haciéndole saber que este PROYECTO de NOM 199 y la MIR correspondiente, son violatorios de los derechos socioculturales y económicos de pueblos y comunidades quienes hacen un aprovechamiento de un recurso con alta densidad cultural como lo es el agave, el cual es utilizado de manera creativa es decir, nuestros pueblos han sido y siguen siendo son creadores de esa diversidad-, y todavía más, a los cuales no se les ha consultado.
Un asunto que parece incomprensible y en el cual abundaré en el segundo apartado también, es el siguiente: Que el establecimiento de una DO como una estrategia para distinguir los productos de un territorio específico, no supone la privación de un derecho anterior para las comunidades indígenas como es el de hacer uso de la biodiversidad presente en su territorio,8 ni tampoco la limitación del derecho para asociarse, establecer negocio y decidir si como maestro mezcalero, por ejemplo, desea incorporarse a una DO para posicionar el producto que fabrica en el mercado y defenderlo frente a otros, o si por el contrario decide seguir elaborando un mezcal por fuera de la DO. En España, señor director, hay vinos que no forman parte de una DO y se fabrican en los mismos territorios que estos últimos.9 Una vez más: una DO no suprime el derecho de otros productores a seguir fabricando su producto, nombrarlo y comercializarlo como lo hace el de una DO. Cada productor valora su estrategia, con base en los recursos con que cuenta, para optar por buscar el reconocimiento de su producto como parte de una indicación geográfica, o si prefiere no hacerlo.
De hecho, cuando una DO es tan amplia como lo es la DOM, que abarca diferentes estados del país, con diferentes características geográficas y múltiples realidades socioculturales, es decir cuando pierde sentido la indicación geográfica, habrá qué cuestionar cuál es la ventaja competitiva y si se está siendo honesto con el consumidor al ofrecerle un producto con DO, cuando el sentido elemental ha perdido todo sentido.
II. De los productores de destilados de agave
II. De los productores de destilados de agave
El segundo grupo es el de pequeños y medianos productores de destilados de agave, muchos de ellos operando en la formalidad, dentro y fuera de las zonas con Denominación de Origen (DO). Cito por ejemplo el caso de los fabricantes de destilados de agave del Sur de Jalisco, un territorio comprendido dentro de la DO del tequila, empero, dado que es el lugar de residencia de los propietarios de esas industrias, que sus actividades comerciales son lícitas, que se encuentran establecidos conforme a las disposiciones legales, y por lo mismo cuentan con licencias y certificaciones otorgadas por autoridades competentes, no tienen la obligación de reubicar sus instalaciones industriales geográficamente fuera de las zonas con DO, puesto que esta distinción y estrategia de mercado no implica que el territorio del Sur de Jalisco, como todos los demás que gozan del reconocimiento como DO, deban ser exclusivos para dedicarlos sólo a un tipo de cultivo, en este caso al Agave tequilana Weber variedad azul. De acuerdo con un principio legal, lo que no está prohibido está permitido, y en ningún lugar se indica que esté prohibido cultivar Agave angustifolia, Agave maximiliana o Agave inaequidens en Jalisco; de la misma manera tampoco puede prescribirse que todo el Agave tequilana Weber variedad azul, en el Estado de Jalisco o fuera de él, deba ser utilizado, única y exclusivamente para la elaboración del tequila mixto o tequi-ron (tequila 51% del Agave tequila Weber variedad azul, y 49% máximo de otros azúcares, en la actualidad alta fructosa) y del tequila 100%. No hay motivo para continuar con la ecuación reduccionista y restrictiva que se ha venido aplicando: Si el territorio cuenta con DO, por lo tanto, todas las demás bebidas elaboradas en ese mismo espacio geográfico deben desaparecer. Ya en un documento anterior había citado el trabajo de Rodríguez con respecto a cómo este asunto se convierte en una manifestación evidente de relaciones de poder, de carácter político económico.10
Hace algunos años productores del Sur de Jalisco hicieron uso de su derecho a aprovechar la diversidad de agaves y la forma de cultivarlos,11 cosecharlos y procesarlos, para elaborar bebidas alcohólicas distintas al tequila, que iniciaba una nueva etapa de bonanza comercial en el contexto de la apertura comercial de México, con la firma del GATT en 1986 y después del TCL en 1994.
La efervescencia por fabricar tequila y exportarlo tuvo como consecuencia la aparición de cientos de marcas de ese destilado, con una serie de requerimientos de inversión en modernización de procesos productivos así como en lo referente a industria creativa, mercadotecnia para posicionamiento en el mercado, construcción estética,12 todo para su diferenciación entre tantas etiquetas que difícilmente era costeable para pequeños productores lanzarse a competir en un mercado así, ello sin contar el gravamen correspondiente por elaborar ese tipo de espíritu.
Así las cosas, debido a la posibilidad de aprovechar otras especies de agaves existentes en la región para combinarlas en una bebida alcohólica, en algunos casos inclusive elaborando una mezcla con Agave tequilana Weber variedad azul con otras especies, y de modificar los procesos productivos para no competir con los tequileros, los productores referidos decidieron elaborar un destilado de mezcal o de agave, con menos volumen
Así las cosas, debido a la posibilidad de aprovechar otras especies de agaves existentes en la región para combinarlas en una bebida alcohólica, en algunos casos inclusive elaborando una mezcla con Agave tequilana Weber variedad azul con otras especies, y de modificar los procesos productivos para no competir con los tequileros, los productores referidos decidieron elaborar un destilado de mezcal o de agave, con menos volumen alcohólico, para un nicho de mercado que habían identificado. Me pregunto ¿Acaso no es éste el espíritu de la libre competencia que se nos dice mueve a la globalización? Además, habría que considerar que nombrar a su producto "destilado de agave", no refiere a ninguna parte del proceso de elaboración, que en todo caso sería "destilación", vocablo que algunos tequilas sí utilizan cuando indican "doble o triple destilación",13 mientras que, en este caso, como participio pasado, se refiere al resultado de ese proceso: destilado.
El primer embate que recibieron esos productores fue la prohibición para que utilizaran el vocablo "mezcal", puesto que era de uso exclusivo de la Denominación de Origen Mezcal; el segundo fue el intento de obligarles a elaborar "tequila" puesto que se encontraban ubicados en el estado de Jalisco, situación del todo ilegal, a la cual precisaron que no les interesaba ni producir mezcal ni tequila, sino una bebida diferente, aunque utilizaran agaves como materia prima.
No obstante, los embates no terminaron ahí, puesto que después quiso prohibírseles que utilizaran en sus productos el Agave tequila Weber variedad azul, de uso exclusivo se decía- de los tequileros, quienes tenían una crisis de escasez atribuida erróneamente a las heladas negras de diciembre de 1997. En aquel año, como lo documentó Hernández López (2013)14 el problema no fue un fenómeno atmosférico, sino el manejo político que se hizo de la escasez parcial provocada por ese fenómeno. En su lugar, el producto debía indicar que estaba elaborado con agaváceas (PROY-NOM 186).
En esa misma línea que debe leerse como un intento de desaparecer a una competencia que ha logrado posicionarse en el mercado nacional de las bebidas alcohólicas elaboradas con agaves, puesto que no utilizan un solo tipo de agave, debe incluirse el intento actual de desaparecerlos de un plumazo, uniformándolos dentro del numeral "7.2.1. Komil" en la NOM 199.
En ningún momento se presenta una argumentación fundada y motivada de cuál fue el criterio que se siguió para ubicar a los destiladores de agave en ese apartado de la NOM 199 y borrar el nombre con el cual han venido comerciando sus productos, mismo que contaba con el reconocimiento de normatividades anteriores, ni tampoco se nos indica el razonamiento para considerar que esta nueva denominación los representa y define mejor, es decir que la palabra komil resulta más clara para el consumidor; mucho menos se presenta un estudio de las ventajas que podría constituir el posicionamiento de un destilado de agave como komil, o tal vez como aguardiente; peor aún, no se presentan evidencias de que se haya consultado a los directamente afectados por esta NOM 199. Ahora bien, suponiendo que se les hubiera consultado debidamente, en ninguna parte aparece explicitado que existiera consenso de los destiladores de agave para desaparecer del mercado, y reaparecer tras la aprobación de una norma no
En ningún momento se presenta una argumentación fundada y motivada de cuál fue el criterio que se siguió para ubicar a los destiladores de agave en ese apartado de la NOM 199 y borrar el nombre con el cual han venido comerciando sus productos, mismo que contaba con el reconocimiento de normatividades anteriores, ni tampoco se nos indica el razonamiento para considerar que esta nueva denominación los representa y define mejor, es decir que la palabra komil resulta más clara para el consumidor; mucho menos se presenta un estudio de las ventajas que podría constituir el posicionamiento de un destilado de agave como komil, o tal vez como aguardiente; peor aún, no se presentan evidencias de que se haya consultado a los directamente afectados por esta NOM 199. Ahora bien, suponiendo que se les hubiera consultado debidamente, en ninguna parte aparece explicitado que existiera consenso de los destiladores de agave para desaparecer del mercado, y reaparecer tras la aprobación de una norma no consensada, como komil o aguardiente.
La Norma NMX-V-046-NORMEX-2009 Bebidas Alcohólicas Denominación, Clasificación, Definiciones y Terminología. Define las Bebidas Alcohólicas que se comercializan en territorio nacional. Y señala a la letra en el punto 4.3.10 que un Destilado de Agave:
"Es la bebida alcohólica destilada que se denomina con las palabras "Destilados de __________" seguida del nombre de la materia prima vegetal que aporte por lo menos el 51% de los azúcares fermentables, opcionalmente en su caso, adicionada de algún sabor o ingrediente permitido por la Secretaria de Salud, su contenido alcohólico es de 25 a menos de 35% Alc. Vol. De Acuerdo a su materia prima y/o lugar de origen podrá tener un nombre sancionado por la costumbre".
Por lo antes fundamentado y expuesto, señalar "Destilados de Agave" es una referencia válida en el actual marco normativo y regulatorio, por lo cual no habría elementos para no aceptar puntualmente ese término.
III. De la Norma Mexicana NMX-V-051-NORMEX-2013 Señor director, para continuar con el argumento me referiré ahora al proyecto de Norma Mexicana NMX-V-051-NORMEX-2013 (vigente en el Programa Nacional de Normalización 2016), el cual fue motivado en que hay tres denominaciones de origen de Bebidas Alcohólicas que son elaboradas con Agave (Tequila, Mezcal y Bacanora), así como a la publicación de la Norma Emergente de Destilados de Agave en el Diario Oficial de la Federación el 29 de noviembre de 2006, dado que se vio la necesidad de tener una norma específica para esos Destilados de Agave que no pertenecían a las denominaciones de origen y que se producían en casi todo el territorio nacional, asunto que ahora se desconoce. Para recordarlo, haré un recuento histórico de las motivaciones y del derrotero que siguió la confección de esa Norma Mexicana de Destilados de Agave:
1) Con fecha 22 septiembre 2009 el Diputado Local de Oaxaca el Sr. José Vázquez Morales promovió la necesidad de una Norma de Destilados de Agave, así como el uso del término "Agave".
2) El 15 de septiembre del 2009 el Ing. Alberto Jiménez Merino Diputado Federal del Poder Legislativo Federal de la Cámara de Diputados de la LXI Legislatura solicitó en la sesión del 17 septiembre un Punto de Acuerdo
2) El 15 de septiembre del 2009 el Ing. Alberto Jiménez Merino Diputado Federal del Poder Legislativo Federal de la Cámara de Diputados de la LXI Legislatura solicitó en la sesión del 17 septiembre un Punto de Acuerdo para que se permitiera seguir haciendo uso del término Agave por los productores de Destilados de Agave y para la elaboración de un proyecto de NORMA de los productos de Agave.
3) El 23 de septiembre del 2009 se publicó en la Gaceta parlamentaria la solicitud del Punto de Acuerdo.
4) El 12 de octubre mismo año se solicitó a NORMEX la inclusión en el programa de Normalización del 2010 la elaboración del proyecto de Norma para Destilados de Agave.
5) El 15 diciembre del 2009 se exhortó a la Secretaria de Economía y a NORMEX para que se llevara a cabo la Norma de Destilados de Agave. Dicho ordenamiento se publicó en la Gaceta parlamentaria de la Cámara de Diputados.
6) En 2010 se solicitó la inclusión del Proyecto de Norma de Destilados de Agave en el Programa Nacional de Normalización.
7) El PROYECTO DE NMX-051 DESTILADOS DE AGAVE se trabajó en reuniones mensuales de 2011 a 2013.
8) El 16 mayo 2011 se presentó a la Dirección General de Normas el Proyecto firmado por consenso (no por mayoría) por el Comité de Normalización de Bebidas Alcohólicas NBAL-02 (NORMEX).
9) El 27 mayo 2011 se publicó para consulta pública el Proyecto de Norma Mexicana NMX-V-051-NORMEX-2013.
10) El 14 de febrero del 2013 se aprobó como NORMA MEXICANA la NMX-V-051 NORMEX 2013 la cual fue firmada por consenso (no por mayoría) de todos los participantes en la elaboración de la NMX del Comité Técnico de Normalización de Bebidas Alcohólicas NBAL-02 habiéndose cumplido los requisitos de Contestación a las Observaciones de Encuesta Pública en los términos fijados por la Ley federal sobre metrología y normalización (LFMN).
11) El 13 de marzo de 2013 se envió al Director General de Normas de la Secretaria de Economía el documento para su publicación e inicio de vigencia, solicitando a la Dirección General de Normas se procediera a publicar la declaratoria de vigencia de Norma Mexicana en términos de lo dispuesto en el artículo 51-A de la referida LFMN.
12) El 6 de mayo de 2013 el Director General de Normas comunicó a NORMEX que no publicaría la Norma Mexicana NMX-V-051-NORMEX-2013, porque "excede su naturaleza jurídica al tener alcances en materia de propiedad intelectual" y que se maneja en exclusividad la palabra Agave.
13) El 30 de mayo de 2013 la Química Olga Arce León, Directora Ejecutiva de Normalización NORMEX, solicitó nuevamente a la Secretaria de Economía la publicación de dicha norma, en virtud de que en ninguna parte de su texto se reservaba la exclusividad de la palabra Agave.
14) El 3 febrero de 2015 el Director adjunto de operación de la DGN, Gabriel Zorrilla de la Concha, dio contestación con el oficio OF. No. 18.05/3 DGN.312.02.2015.404 y en el cuarto punto a la letra
14) El 3 febrero de 2015 el Director adjunto de operación de la DGN, Gabriel Zorrilla de la Concha, dio contestación con el oficio OF. No. 18.05/3 DGN.312.02.2015.404 y en el cuarto punto a la letra contestó: "Por lo anterior, toda vez que de emitirse la Norma Mexicana se estaría sobre-regulando las especificaciones y disposiciones de las bebidas alcohólicas que son producidas a partir del agave, contra los instrumentos regulatorios existentes; con la posibilidad de crear confusión o un riesgo de asociación en el consumidor, y que actualmente son comercializadas a nivel nacional e internacional; esta autoridad informa que no es posible proceder con la solicitud de la publicación de la declaratoria de vigencia en los términos solicitados". Lo anteriormente señalado por Gabriel Zorrilla de la Concha resulta infundado y en franco desacato al espíritu de la normatividad vigente, ya que entre más regulación haya en la materia, más certidumbre tendrá el consumidor y no lo contrario.
Por lo antes expuesto, quisiera comentarle Director que habiéndose cumplido con todos los términos que marca la legislación correspondiente, no se encuentra objeción a dicha publicación de la NMX-V-051-NORMEX-2013. De hecho, en los tres años de trabajo se analizaron todos los comentarios de los participación y miembros del Comité de Normalización de Bebidas Alcohólicas NBAL-02 y la mayor intervención fue tanto de la Cámara Tequilera como del Consejo Regulador de Tequila, ampliando el proyecto original de "destilados de agave" a "aguardiente de agave", "bebidas alcohólicas preparadas con agave" y "cocteles de agave", además que esta norma se puso a consideración del público en general en Encuesta Pública.
No se entiende entonces por qué la negativa de dicha publicación por parte de la Dirección General Normas (DGN) ya que los intereses de todos los participantes están cubiertos en dicha norma, motivo por el cual fue firmada y aprobada por consenso de dicho Comité. Si el principal argumento es que el agave no puede ser propiedad exclusiva de una bebida y por ende no podría indicarse en las etiquetas de las botellas, habría que tener en cuenta que no es lo mismo ser el propietario exclusivo de una planta y de un vocablo, a hacer uso de ese vocablo que refiere a un elemento de la naturaleza. Hacer uso es algo muy diferente. ¿Quién podría registrar como propio un vocablo científico?
Con base en todo lo expuesto y con fundamento y a lo dispuesto por el Articulo 51-A Fracción III de la LFMN y el Artículo 45 del Reglamento de la LFMN, que señala a la letra: "El secretariado técnico de la Comisión Nacional de Normalización, ordenará inmediatamente la publicación de las declaratorias de vigencia de las normas mexicanas que le remitan los organismos nacionales de normalización registrados en las materias que correspondan. La responsabilidad sobre el contenido de dichas normas recaerá exclusivamente en dichos organismos" solicitamos que antes de considerar la entrada en vigor de la NOM 199, publique primero en el DOF, la declaratoria de vigencia de la NMX-V-051-NORMEX 2013, para darle certidumbre jurídica a las bebidas alcohólicas destiladas de agave, pero que no corresponden con los destilados de agave que cuentan con DO como son el tequila, el mezcal y el bacanora.
Lo anterior debido a que en ese proyecto de la Norma Mexicana NMX-V-051-NORMEX-2013, ya están definidos los Destilados de Agave, concretamente en el
Lo anterior debido a que en ese proyecto de la Norma Mexicana NMX-V-051-NORMEX-2013, ya están definidos los Destilados de Agave, concretamente en el numeral:
3.4. Destilado de agave
Bebida alcohólica obtenida por destilación y rectificación de mostos, derivado de la molienda de las cabezas de agave, previa o posteriormente hidrolizadas o cocidas, y